Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Indignación por las millonarias indemnizaciones de algunos directivos de NovaCaixa y la CAM

Indignación por las millonarias indemnizaciones de algunos directivos de NovaCaixa y la CAMcuatro.com

El ex director de NovaCaixa Galicia recibió 8 millones de euros de indemnización

Las millonarias indemnizaciones que podrían haber recibido varios directivos de algunas cajas intervenidas han provocado una ola de críticas. Según se ha conocido, NovaCaixa Galicia podría haber gastado unos 23 millones de euros en la salida de tres de sus ejecutivos antes de ser nacionalizada. En concreto, habría pagado ocho millones en concepto de indemnización a su antiguo director. Por su parte, la que fuera máxima responsable de la CAM se asignó una pensión vitalicia de cerca de 370.000 euros antes de ser despedida tras la intervención del Banco de España. Las críticas ante tales compensaciones no se han hecho esperar.
Ocho millones de euros es la cantidad que el ex director general de NovaCaixa Galicia, Jose Luis Pego, ha recibido en concepto de indemnización.
Pego dirigió hasta junio, y durante a penas un año, la entidad gallega que hace unos días ha sido nacionalizada por el Banco de España por más de 2.400 millones de euros.
Según se ha conocido, la caja podría haber pagado unos 23 millones de euros en la salida de tres de sus ejecutivos antes de ser rescatada.
Entre los directivos que recibieron estas abultadas indemnizaciones figuran, además del exdirector general, el exdirector general adjunto de la oficina de integración, Óscar Rodríguez Estrada y los dos hijos del ex presidente de Caixa Galicia, Yago Méndez Pascual y José Luis Méndez Pascual.
Tras conocerse las astronómicas cifras, los sindicatos de la entidad gallega han puesto el grito en el cielo y han criticado que no se conozcan con exactitud las indemnizaciones recibidas por altos directivos.
Así, los representantes sindicales han atribuido este hecho a que PPdeG y PSdeG "pactaron" en el Parlamento una Ley de cajas de ahorro "opaca" que no hace obligatoria la publicación de los salarios ni las condiciones de salida fijadas en los contratos.
Pensión vitalicia de 370.000 euros
Por su parte, en los últimos días también se ha conocido la elevada pensión vitalicia que la ex directora de la CAM firmó antes asumir el cargo.
María Dolores Amorós se asignó una renta vitalicia de cerca de 370.000 euros antes de ejercer como máxima responsable de la entidad que también ha tenido que ser rescatada por el Banco de España
Amorós ha sido finalmente destituida de su cargo por los interventores del BE al entender que "actuó en beneficio propio al calcular su propia pensión vitalicia", así como por "falsear las cuentas para ocultar la debilidad financiera de la entidad" y por llevar a cabo una "deficiente gestión".
La antigua responsable de la CAM ya ha anunciado que recurrirá su despido al tiempo que ha criticado el "ataque insólito e injusto" que está sufriendo.
Indemnizaciones "inadmisibles"
La vicepresidenta económica del Gobierno, Elena Salgado, ha tachado de "bastante inadmisibles" las indemnizaciones destinadas por estas entidades para pagar la salida de sus ejecutivos.
Salgado ha eludido pronunciarse sobre si son legales y se ha limitado a destacar que, a partir de ahora, el Banco de España supervisará las remuneraciones de los directivos bancarios.
Por su parte, el portavoz económico del PP, Cristóbal Montoro, ha asegurado que "es inadmisible" que "los directivos cobren esas retribuciones tan altas, sobre todo, cuando fracasan en su gestión".
Así, ha asegurado que ve "francamente mal" que los directivos que han fracasado tengan derecho a percibir indemnizaciones al tiempo que ha señalado que "tenemos que hacer una salida de la crisis con constes que tenemos que hacer ponderadamente entre todos los ciudadanos".