Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Incautadas unas 185.000 prendas de marcas en el Puerto de Barcelona por valor de casi 5 millones

La aprehensión por la Agencia Tributaria se encuentra entre las mayores de estas características efectuada hasta la fecha en un puerto español
La Agencia Tributaria ha intervenido un total de 185.838 prendas de vestir de reconocidas marcas, valoradas en 4,9 millones de euros, que habían llegado en dos envíos procedentes de China al Puerto de Barcelona en el lapso de un mes, informó el organismo dependiente del Ministerio de Hacienda.
La operación, denominada 'Big Black', ha desembocado en una de las mayores aprehensiones de estas características efectuada hasta la fecha en un puerto español, siendo la más importante de los últimos años.
La operación -cuyo nombre guarda similitudes con el 'Black Friday', una de las jornadas de más ventas del año y que se celebra este viernes- arranca el 13 de septiembre pasado, cuando llegan al puerto de Barcelona seis contenedores con ropa procedentes de China. En el marco del incremento de controles que se vienen realizando para evitar la introducción de mercancía falsificada en territorio español, Vigilancia Aduanera los selecciona todos para proceder a su control.
Los funcionarios comprueban que ambos contenedores eran remitidos por dos empresas distintas a una reconocida marca textil. Sin embargo, tanto el procedimiento como el circuito utilizado para la llegada de la mercancía y su importación no eran los habituales, por lo que la Unidad de Vigilancia Aduanera de Barcelona decidió profundizar en las investigaciones.
Tras comprobar que la empresa textil supuestamente receptora de la mercancía realmente no tenía conocimiento de la operación ni había realizado el encargo, Vigilancia Aduanera decidió inspeccionar físicamente los contenedores, descubriendo un total de 25.360 cazadoras y 101.400 camisas, que resultaron falsas según los informes de los peritos de las marcas afectadas.
Posteriormente, el pasado 14 de noviembre, como continuación de las investigaciones, se detectó un nuevo envío de otros cinco contenedores por parte de una de las dos empresas chinas que habían efectuado el envío anterior. Tras proceder también a la inspección de de la mercancía, se acaban interviniendo 28.278 cazadoras y 30.800 camisas más, de diferentes marcas, igualmente falsificadas.
La Unidad de Vigilancia Aduanera de Barcelona ha instruido el correspondiente atestado y puesto la mercancía a disposición judicial en tanto se aguarda a su destrucción. Mientras, continúan abiertas las investigaciones a los efectos de determinar mayores detalles sobre el origen y circunstancias de los envíos.