Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El IEE alerta de que la subida del SMI aumentará el paro y perjudicará a la competitividad empresarial

El Instituto de Estudios Económicos (IEE) ha advertido este martes de que la subida del 8% del Salario Mínimo Interprofesional (SMI) para 2017 aumentará el paro estructural e impactará negativamente sobre la competitividad empresarial.
Durante la presentación de su último informe de Coyuntura Económica, el presidente del IEE, José Luis Feito, advirtió de que esta subida, junto con el aumento de los costes laborales por el incremento de las bases mínima y máxima de cotización a la Seguridad Social y el alza del tipo efectivo del Impuesto sobre Sociedades, perjudicarán a la inversión empresarial, a la creación de empleo y a la tasa de desempleo estructural. Por ello, aseguró que estas medidas "van en la dirección equivocada".
Según el IEE, la subida del SMI supondrá un incremento de los costes laborales que tendrá un impacto negativo sobre la competitividad empresarial y el desempleo, dificultado el acceso al mercado de trabajo de los colectivos más vulnerables: los parados con menor nivel de formación.
A pesar de estas medidas, el IEE prevé que la economía española crezca un 3,2% este año, muy por encima de las previsiones de hace un año. De cara a 2017, afirma que se ha despejado una de las incertidumbres que condicionaban las perspectivas macroeconómicas, que es la orientación política del Gobierno, aunque el IEE espera un crecimiento inferior, situado en el 2,3%, con una ralentización de consumo e inversión.
En materia laboral, espera que el próximo año se creen 300.000 empleos y que la tasa de paro se sitúe en el 18%. En cuanto a la evolución de los precios al consumo, la tasa media anual de 2016 será ligeramente negativa (-0,2%), pero para 2017 se prevé un ascenso significativo de hasta el 1,5%.
El IEE considera que el crecimiento de la economía española tiene unas características que, a diferencia de lo sucedido en expansiones anteriores, lo hacen más sostenible, sin embargo apunta a que existen una serie de retos que se deben abordar en esta legislatura, como es la reducción del déficit público, modernizar las políticas activas de empleo y formación y profundizar en las reformas estructurales.
ELEVAR LA EDAD DE JUBILACIÓN.
Además, apuesta por seguir abordando medidas adicionales en el sistema público de pensiones que persigan un triple objetivo: aumentar la proporcionalidad del sistema entre las contribuciones efectuadas durante la vida laboral y las pensiones percibidas, elevar la edad de jubilación e incentivar la compatibilidad entre el cobro de la pensión y al alargamiento de la vida laboral.
Por último, aboga por liberalizar "al máximo" el comercio exterior, especialmente después del 'Brexit' y de la victoria de Donald Trump en Estados Unidos, y por promover e intensificar las reformas estructurales que alienten la digitalización de la economía y las políticas educativas y de formación de los trabajadores.