Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Hacienda prevé un "sensible" aumento de ingresos tributarios en 2017 y una mayor remuneración de asalariados

Afirma que el Gobierno de Rajoy hace política social "con letras mayúsculas"
El secretario de Estado de Hacienda, José Enrique Fernández de Moya, ha afirmado este jueves que se prevé un "sensible" incremento de los ingresos tributarios en 2017, hasta alcanzar los 200.000 millones, en torno a 14.175 millones más (+7,9%) respecto a la recaudación de 2016, así como un aumento del PIB nominal y de la remuneración de los asalariados.
Durante su comparecencia ante la Comisión de Presupuestos en el Senado para explicar el proyecto de Presupuestos Generales del Estado (PGE) para 2017, en el que ha detallado que la base imponible agregada, constituida por la suma de las bases de los principales tributos, crecerá alrededor del 5,5% este año, por encima del repunte del 4,3% de 2016.
Fernández de Moya ha recordado que los ingresos tributarios subieron un 2,3% el año pasado, hasta los 186.24 millones de euros, mientras que los ingresos no tributarios alcanzaron los 27.219 millones, un 24,4% menos por la diferencia establecida entre los valores de reembolso y la emisión de ajustes en e ámbito de financiación autonómica, así como por los menores ingresos como consecuencia de los intereses de las comunidades autónomas.
Así, los ingresos no financieros totales se situaron el año pasado en 213.468 millones, un 2,1% menos que el ejercicio anterior por la caída de los ingresos no tributarios.
POLÍTICA SOCIAL "CON LETRAS MAYÚSCULAS"
De igual forma, ha subrayado que el Gobierno de Mariano Rajoy hace política social "con letras mayúsculas" cuando articula el gasto público en el ámbito de los Presupuestos, recordando que el gasto social consolidado en materia de pensiones fue de 135.449 millones en 2016 y en los Presupuestos para este año está previsto un aumento del 3,1%, hasta los 139.647 millones.
Además, ha hecho hincapié en que el Gobierno de Mariano Rajoy acometió "la mayor rebaja tributaria de impuestos en la democracia", que supuso más de 12.000 millones entre IRPF y Sociedades para reactivar el consumo, el crecimiento y la creación de empleo.
"El proyecto de Presupuestos no es el que necesita el PP, es el que necesita España y los españoles para que nadie pare la senda de crecimiento económico y de generación de empleo de nuestra nación", ha apostillado.
El secretario de Estado de Hacienda ha recordado que el Ejecutivo de Rajoy ha conseguido reducir en más de un 50% el déficit público, al pasar del 9,3% en 2011 al 4,33% en 2016, y que se espera continuar con la senda de consolidación fiscal, hasta situar el déficit este año en el 3,1% y salir en 2018 del procedimiento de déficit excesivo, con un déficit inferior al 2,8%.
La disminución del déficit público irá acompañada de un crecimiento económico que presenta "dinamismo" en consumo e inversión, y un aumento del empleo del 2,5% este año, con 500.000 empleos nuevos y una bajada del paro al 17,5%.