Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Gobierno y sindicatos discrepan sobre el alcance de la próxima reforma de pensiones

El Gobierno y los sindicatos CC.OO. y UGT han puesto de manifiesto este lunes que mantienen discrepancias sobre cuál debería ser el alcance de la mesa de negociación sobre pensiones, al menos en los objetivos más inmediatos.
Aunque ambas partes comparten que una de las prioridades de esta negociación pasa por paliar la situación de déficit del sistema de la Seguridad Social, los sindicatos quieren ir más allá y abordar la mejora de la suficiencia de las pensiones, para lo que piden cambios en la reforma de 2013 y en el llamado factor de sostenibilidad.
No obstante, el Ejecutivo lo ve de otra manera: ahora lo que toca es hablar de ingresos y no de cómo gastar más. "Esta mesa se ha constituido para tomar decisiones sobre cómo mejorar la salud financiera del sistema y no es razonable que se quieran incrementar desde ya los gastos", ha señalado el secretario de Estado de la Seguridad Social, Tomás Burgos.
"No nos olvidamos de la suficiencia (de las pensiones), pero primero hay que hablar de los ingresos, que son la auténtica prioridad del debate. Lo otro será objeto de discusiones en el futuro", ha añadido Burgos tras reunirse en el Ministerio de Empleo con los agentes sociales.
El de hoy era el tercer encuentro de la mesa de pensiones y a él han asistido representantes de CC.OO. y UGT y de CEOE y Cepyme. Según Burgos, el diálogo entre las tres partes está siendo abierto y se va a "intensificar" ante la variedad e importancia de los temas a tratar.
Los responsables de Políticas Sociales de CC.OO. y UGT, Carlos Bravo y Mari Carmen Barrera, han señalado que Empleo se ha comprometido a remitirles un calendario y una relación de los temas a tratar, entre los que quieren que se incluya cómo garantizar la suficiencia de las pensiones a futuro.
"Es necesario que se clarifiquen los objetivos de esta mesa y que se pueda cambiar la reforma de 2013 porque los pensionistas van a perder un 20% de poder adquisitivo por cada 10 años de pensión. No estamos dispuestos a pactar sólo cómo paliar el déficit del sistema a corto y medio plazo", ha explicado Barrera.
En la misma línea, Carlos Bravo, de CC.OO., se ha quejado de la "falta de ritmo" de esta mesa y de la necesidad de que en la misma se analice la suficiencia de las pensiones y cómo impedir que éstas sigan perdiendo poder adquisitivo en el futuro.