Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Gobierno recuerda que su voluntad es bajar los impuestos "en cuanto se pueda" tras la exigencia de Rivera

Rajoy adelanta a Rivera los objetivos de déficit y de deuda para 2018 y la "probable" revisión al alza del crecimiento
El Gobierno recuerda que su voluntad es bajar los impuestos "en cuanto se pueda" y lo permita la consecución de los compromisos de déficit con Bruselas y la consiguiente salida de España del procedimiento de déficit excesivo, prevista para el año que viene, después de que el presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, haya condicionado este martes el apoyo de su formación al límite de gasto no financiero para 2018 a que el Ejecutivo apruebe una reducción del IRPF.
Fuentes de Moncloa subrayan que la aprobación del techo de gasto, que tendrá lugar en un Consejo de Ministros extraordinario el próximo lunes 3 de julio, es un "compromiso" adquirido con Bruselas que hay que cumplir, por lo que cree que lo "razonable" es que los partidos que se encuentren en la tesis de satisfacer los compromisos europeos lo respalden.
En todo caso, tras la exigencia de bajar el IRPF a cambio de respaldar el techo de gasto realizada por Rivera, desde Moncloa recuerdan que en la "voluntad" del Gobierno de Mariano Rajoy está siempre acometer una bajada de impuestos, pero "en cuanto se pueda" y lo permita el compromiso de déficit adquirido con Bruselas, teniendo como "reto" el abandonar el procedimiento de déficit excesivo.
Tras cumplir la meta de déficit en 2016, al cerrar con un déficit del 4,33%, el objetivo para este año es rebajarlo al 3,1% y al 2,2% en 2018, cuando España saldría del procedimiento de déficit excesivo en el que lleva inmerso desde el año 2009.
El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, ha condicionado el apoyo de su formación al límite de gasto no financiero para 2018 a que el Gobierno apruebe una reducción del IRPF y continúe aplicando las medidas comprometidas para la investidura de Mariano Rajoy.
OBJETIVOS DE DÉFICIT Y DE DEUDA
En el marco del almuerzo que han mantenido este martes Rajoy y Rivera, el presidente del Gobierno le ha adelantado al líder de la formación 'naranja' los objetivos de deuda pública y el reparto de déficit entre las distintas administraciones a pesar de no estar definitivamente fijados, a la espera de la celebración del Consejo de Política Fiscal y Financiera (CPFF) este jueves, en el que se terminarán de acordar dichos objetivos para las comunidades autónomas, y de la fijación de las metas definitivas en la Comisión Delegada de Asuntos Económicos.
Los objetivos comprometidos con Bruselas fijan un déficit del 2,2% para 2018, distribuido entre un 1,2% en la Seguridad Social, un 0,7% en la Administración Central y un 0,3% para las comunidades autónomas, frente al equilibrio que alcanzarán de nuevo las corporaciones locales.
De esta forma, tras salir del procedimiento de déficit excesivo el próximo año, el objetivo de déficit del conjunto de las administraciones pactado para 2019 se sitúa en el 1,3%, repartido entre la Seguridad Social (1%) y la Administración Central (0,3%) y con equilibrio presupuestario en comunidades autónomas y entidades locales.
Por su parte, la deuda pública, que se situará en el 98,8% en 2017, bajará al 97,7% en 2018, al 95,4% en 2019 y al 92,5% en 2020, lo que supone una caída de algo más de seis puntos en estos cuatro años.
REVISIÓN AL ALZA DEL CRECIMIENTO
Rajoy también ha adelantado a Rivera la "casi segura" posibilidad de que se revise al alza la previsión de crecimiento económico para este año, que ya se elevó a finales de abril hasta el 2,7% para este ejercicio, con un alza del PIB medio del 2,5% hasta 2020, según han informado fuentes de la Moncloa.
Dados los positivos datos económicos de los dos primeros trimestres, lo más previsible es que se vuelva a elevar la previsión de crecimiento económico en una nueva revisión del cuadro macroeconómico que acompañará a la aprobación del techo de gasto en el Consejo de Ministros extraordinario previsto para el próximo lunes.