Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Generalitat valenciana achaca el conflicto con la estiba a "la desidia" del Gobierno

El conseller de Economía, Rafa Climent, ha achacado a la "desidia" del Gobierno central la actual situación de la estiba, que este lunes ha empezado el primer día de huelga en los puertos españoles, y ha manifestado su deseo de que "lo más pronto posible" se llegue a un acuerdo entre empresas y sindicatos de estibadores para "fastidiar lo menos posible a las empresas".
Climent se mostró "muy preocupado" con la situación y ha culpado al Gobierno central de "no haber hecho los deberes" en los últimos dos años con la reforma de la estiba para evitar el conflicto y "llegar a donde estamos".
"El gobierno central ha pecado de desidia y ha perdido dos años y medio porque esto estaba encima de la mesa desde 2014", ha señalado Climent, quien ha subrayado que el ejecutivo "debería haber hecho los deberes como Francia y Holanda y haber llegado a un acuerdo con la estiba aunque hubiera sido en un periodo de 10 a 15 años como han hecho estos países", ha puntualizado tras presentar la II edición del Congreso Go Global de Internacionalización.
Por tanto, ha indicado que no le gusta "cómo se ha gestionado" esta situación y ha sostenido que espera que "lo más pronto posible" se alcance un acuerdo entre empresas, estibadores y también con el Gobierno para que "si pudiera ser en dos días cortar la huelga" porque "sería fantástico para fastidiar lo menos posible a las empresas que han que tenido buscar salidas para no perder dinero en el día a día", ha apuntado.
"Deseamos que esta situación se pueda aclarar lo más pronto posible aunque hay muchas empresas que han sabido ser previsoras y ver que esto tenía que ocurrir sí o sí. Ahora vamos a ver cómo se desarrolla estos días", ha zanjado Climent.