Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Garamendi ve positivos los datos de la EPA, pero considera que es "fundamental" seguir haciendo reformas

Asegura que si las cotizaciones se bajaran en España, las empresas podrían subir más los salarios
El presidente de la Confederación Española de la Pequeña y Mediana Empresa (Cepyme), Antonio Garamendi, ha valorado los datos de la EPA de 2016 como positivos, pero ha señalado que es "fundamental" que se sigan realizando reformas y que no "se tiren atrás las cosas que están funcionando".
Durante su intervención en el 'Foro Next IBS: El peso de la pequeña y mediana empresa en España', ha recordado que lo saben los empresarios es "crear empleo" y ha apuntado que esto es "lo que van a seguir haciendo", porque el plan es el de llegar al "pleno empleo". Por ello, Garamendi ha pedido que dejen a los empresarios trabajar de forma "tranquila" y que no les pongan más trabas y costes que no son propios de la empresa.
Por otro lado, ha afirmado que 2017 va a ser un año "más complicado" en lo que a empleo se refiere que 2016, pero que si se siguen haciendo "la cosas igual, va a seguir siendo bueno", aunque no tan bueno como el anterior porque el crecimiento del país "va a ser menor".
Para Garamendi, no es cierto que el trabajo que se está creando en España sea temporal y precario, porque "el año pasado se crearon 20 millones de contratos y un 8,5% de ellos fueron indefinidos". "En España, como consecuencia de la caída del efecto de la construcción y de otros elementos, nos encontramos con un paro estructural del 16% y eso es un problema", ha recalcado.
También ha señalado que "va a cambiar el modelo de empleo" y que es necesaria la formación para estar listos para este cambio. Así, Garamendi ha recordado que la reforma laboral ha servido para que se siga creando empleo.
BAJAR COTIZACIONES PARA SUBIR SALARIOS.
Respecto a los salarios, ha afirmado que al empresario le cuesta un 30% más el sueldo de un trabajador en España que en Europa, porque las cotizaciones sociales son más altas. En este contexto, Garamendi ha subrayado que si las españolas se equiparasen a las europeas, los salarios en España subirían.
Preguntado sobre si teme por la recuperación, el presidente de Cepyme ha recordado que el 50% de las empresas están en pérdidas y que una gran mayoría de estas están compensando las pérdidas, aunque ha señalado que "afortunadamente" las grandes empresas están empezado a funcionar como "locomotoras". "Sin un concepto serio de lo que hay que hacer, estamos en peligro de involución", ha añadido.
Por otro lado, Garamendi ha subrayado que el problema de las pequeñas y medianas empresas no es de índole financiero sino de morosidad, porque "en España la gente no paga" y existe una ley de morosidad "que da igual".
Sobre las declaraciones realizadas por el ministro de Hacienda y Función Pública, Cristóbal Montoro, en las que decía que las grandes empresas tenían que pagar más impuestos, Garamendi ha afirmado que le gustaría que el ministro aclarase a qué tipo de impuestos afectaría, ya que "no está bien" que las empresas que también liquidan fuera de España tuviesen doble disposición.
Por otro lado, el presidente de Cepyme ha afirmado el sistema de IVA en España "es de locos" y ha recordado que hay que "gestionar mejor lo que se paga". Sobre el diálogo, ha subrayado que es el momento oportuno para que el diálogo avance y para que la clase política se siente a hablar para llegar a "grandes acuerdos" que sean para largo plazo.