Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

FCC canjea por acciones de Cementos Portland los 423 millones que le debe esta filial

Nuevo paso en la reestructuración y saneamiento del grupo controlado por Carlos Slim
FCC recuperará los 423 millones que le adeuda su filial Cementos Portland canjeando este pasivo por acciones de la compañía cementera, a la que excluyó de cotización en Bolsa el pasado año.
La operación se enmarca en el proceso de saneamiento y reestructuración que Carlos Slim aborda en el grupo de construcción y todas sus filiales.
Asimismo, tendrá lugar días después de que la constructora también participada por Esther Koplowitz cerrara la refinanciación del grueso de su deuda, una operación que incluyó una emisión de bonos a través de la filial de agua Aqualia.
En el caso de Cementos Portland, esta empresa se dispone ahora a saldar sus deudas con su matriz después de que hace justo un año refinanciara su pasivo y a finales de 2016 dejara la Bolsa.
La cementera pagará su deuda con FCC mediante la entrega de acciones propias, dado que todos los préstamos que le otorgó la constructora en los últimos años fueron subordinados.
De hecho, en el folleto de la OPA con la que FCC excluyó de Bolsa a Cementos Portland, ya se anticipó que las empresas liquidarían de esta forma la deuda entre ambas y se fijó agosto de 2017 como fecha máxima para cerrar la operación.
AMPLIACIÓN DE CAPITAL.
Con este fin, Cementos Portland ha lanzado una ampliación de capital por importe de 434,35 millones de euros, mediante la emisión de 87,74 millones de nuevas acciones, a un precio de 4,95 euros por acción, según publica el Boletín Oficial del Registro Mercantil (BORME).
Este importe es un 17,5% inferior al de 6 euros por acción que FCC pagó a finales del pasado año en la OPA con la que excluyó de Bolsa el pasado año.
FCC ya se ha comprometido ante el consejo de Portland a suscribir la ampliación mediante la aportación de los préstamos subordinados. Se trata de cinco préstamos, concedidos a la filial entre septiembre de 2014 y noviembre de 2016 con el fin de apoyarla financieramente.
El mayor de estos préstamos, de 271,17 millones de euros, corresponde al que la constructora concedió a Portland en julio de 2016, en el marco de la refinanciación de deuda de la cementera.
No obstante, además de saldar sus deudas con FCC, con la ampliación de capital, Cementos Portland pretende también "reforzar su estructura de capital y sus ratios financieros reduciendo su deuda, con el fin de mejorar la situación de la compañía para que pueda afrontar los compromisos adquiridos con sus entidades financieras y desarrollar su estrategia de negocio".
Con la exclusión de Bolsa de esta compañía, el grupo controlado por el magnate mexicano buscaba una mayor integración de las dos empresas, dado que cuentan con la misma estrategia y se centran en el mismo negocio. También pretendía facilitar el apoyo financiero a la filial y ahorrarla los costes que supone cotizar en Bolsa.