Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Eurocámara pide controles más estrictos de las importaciones de cítricos para frenar la entrada de plagas

El Parlamento Europeo ha reclamado este jueves reglas y controles más estrictos para las importaciones de cítricos, al entender que las medidas propuestas por la Comisión Europea para frenar la entrada a la Unión Europea de nuevas plagas no son suficientes para proteger a los agricultores europeos.
El pleno de la Eurocámara ha aprobado con 463 votos a favor, 168 en contra y 3 abstenciones esta resolución no legislativa, cuya responsable ha sido la eurodiputada del PSOE Clara Aguilera. "No podemos simplemente sentarnos a esperar, ni quedarnos impasibles cuando la Comisión no hace lo suficiente para protegernos de la mancha negra o el cancro de los cítricos", ha expresado Aguilera.
En opinión de los eurodiputados, las normas propuestas por Bruselas no reducen los suficiente el riesgo de que entren en la UE plagas exóticas, por lo que hacen falta medidas adicionales. Entre ellas, plantean exigir más controles antes del empaquetado y a la entrada en territorio comunitario, tratamientos en frío para matar las larvas y mejoras en la trazabilidad de las frutas importadas.
"Hoy hemos enviado un mensaje contundente a la Comisión. No se pueden relajar los controles fitosanitarios de los cítricos importados de terceros países cuando su destino sea la industria y no el consumo fresco", ha apuntado la eurodiputada socialista.
A su juicio, relajar los controles supone asumir un "riesgo innecesario", al mismo tiempo que ha subrayado la importancia de la resolución aprobada porque "introduce una serie de controles que limitan las posibilidades de contaminación y propagación de plagas".
En la misma línea se ha pronunciado la eurodiputada del PP, Esther Herranz, quien afirmó que "no hay motivos para rebajar los controles", sino "para hacer lo contrario", a la vez que ha subrayado que el voto de este jueves "ha enviado un claro mensaje político" a Bruselas "para que rectifique sus propuestas".
"En los últimos años ha aumentado la interceptación de contingentes procedentes de terceros países contaminados con la enfermedad de la mancha negra o el denominado 'citrus canker', por lo que hay que reforzar los controles y evitar a toda costa el contagio de esas plagas a las producciones europeas", ha destacado.