Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Merkel pone a España como ejemplo de disciplina fiscal

Zapatero agradece a Merkel la "positiva referencia" a España durante su intervención

La canciller admite que la crisis es "la más grave" desde la II Guerra Mundial

La canciller alemana Angela Merkel ha puesto este miércoles como ejemplo de la disciplina fiscal que a su juicio debe imperar a partir de ahora en la UE para prevenir nuevas crisis de deuda la reforma de la Constitución aprobada en España y ha elogiado también las reformas en Irlanda y Portugal. Estas palabra de Merkel llegan después de que el martes, el presidente francés, Nicolas Sarkozy, asegurara que nadie querría estar en la situación de España. Además, la canciller ha apostado por reforzar el fondo de rescate de 440.000 millones de euros para crear un "cortafuegos". Zapatero, ha agradecido a la canciller alemana, Angela Merkel, la "positiva referencia" que ha hecho de España durante su intervención ante el Bundestag, al poner la reforma de la Constitución como ejemplo de disciplina fiscal.
"España, poco antes de las elecciones, ha cambiado su Constitución para introducir un freno a la deuda", ha dicho Merkel en una comparecencia ante el Bundestag para obtener su respaldo de cara a la cumbre del Eurogrupo que se celebra este miércoles. "De este modo, estamos mejorando los procedimientos europeos", ha defendido entre aplausos de los parlamentarios.
Merkel ha resaltado que los bancos deben hacer una "gran contribución" al rescate de Grecia y ha defendido la necesidad de reforzar el fondo de rescate de 440.000 millones de euros para crear un "cortafuegos" para "proteger" del contagio a otros países.
Pero no ha precisado ni el porcentaje del impago griego ni la potencia que alcanzará el fondo, aunque ha dejado claro que en ninguna de las opciones que se están discutiendo está implicado el Banco Central Europeo (BCE) y exigirán que los países beneficiaros cumplan estrictas condiciones.
La canciller se ha comprometido a "apoyar a Grecia durante bastante tiempo", pero a cambio ha reclamado una vigilancia permanente sobre el país con el fin de garantizar que lleva a cabo las reformas. "No es bastante enviar una troika a Grecia cada varios meses. Lo que queremos es tener una vigilancia permanente en Grecia", ha insistido.
Merkel ha resaltado que "el mundo está mirando a Europa" y ha calificado la crisis como "la más grave desde la segunda guerra mundial". "Si Europa fracasa, Alemania fracasa", ha dicho a los parlamentarios.
La canciller alemana ha dicho que la crisis que vive la eurozona es "la más grave" desde la Segunda Guerra Mundial y ha avisado de que "el mundo está mirando a Europa" esperando una respuesta, pero ha eludido dar detalles sobre el plan global para combatir la crisis de deuda que se debatirá esta tarde en la cumbre del Eurogrupo.
"Lo que es bueno para Europa es también bueno para Alemania", ha dicho la canciller en una comparecencia ante el Bundestag para obtener respaldo parlamentario de cara a la negociación. "Si el euro fracasa, también Europa fracasa", ha dicho Merkel, que ha avisado de que nadie debería dar por seguros otros 50 años de paz en Europa.