Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Draghi insta a los bancos a prepararse "a tiempo" para la salida de Reino Unido de la UE

El presidente del Banco Central Europeo (BCE), Mario Draghi, ha instado a las entidades bancarias a prepararse "a tiempo" para las consecuencias de la salida del Reino Unido de la Unión Europea, al mismo tiempo que ha reconocido que el 'Brexit' supone riesgos para la supervisión en el bloque comunitario.
"Estamos preparados para apoyar a los bancos a reorganizar sus actividades en la eurozona y es muy importante que estos bancos lleven a cabo las preparaciones necesarias a tiempo", ha expresado el banquero italiano ante la comisión de Asuntos Económicos y Monetarios del Parlamento Europeo.
El presidente del BCE ha afirmado que la institución monetaria está siguiendo "de cerca" este proceso y está "en contacto" con las entidades financieras, aunque ha añadido que no depende únicamente de ellas sino también de las autoridades nacionales competentes.
En este sentido, ha afirmado que muchos de los riesgos del 'Brexit' están relacionados con la "gestión del proceso", de tal forma que si gestiona correctamente "nunca se materializarán". "La gestión, sin embargo, tiene varios actores y uno son los bancos", ha expresado, para después insisitir en la necesidad de que se preparen "a tiempo".
De la misma forma, Draghi ha señalado que el BCE se está preparando internamente "para todas las posibles implicaciones del proceso de salida" de Londres del bloque comunitario y ha añadido que esto incluye "aspectos relacionados con la supervisión".
El presidente del BCE ha subrayado la importancia de asegurar que todos los bancos que operen en la zona euro cumplan con los estándares comunitarios y de que ni la seguridad ni la solidez del sistema financiero "no sean peores" tras el 'Brexit'.
No obstante, ha reconocido que existe el riesgo de una "fragmentación de la supervisión" que el Mecanismo Único de Supervisión (MUS) en la actualidad no puede abordar. "Los bancos pueden elegir establecer agentes o filiales en terceros países que no serían supervisadas a nivel europeo", ha afirmado.
Por ello, ha instado a la Eurocámara, como institución con poderes legislativos, que comparte con los Estados miembros, a actuar para garantizar que "los riesgos similares son tratados de una forma similar y que se evita la arbitrariedad regulatoria".