Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Cimic (ACS) paga a Marcelino Fernández Verdes un bonus extraordinario de 3 millones de dólares

Por su desempeño en la transformación implementada en el grupo
Cimic ha acordado pagar este año a su presidente, Marcelino Fernández Verdes, un "bonus especial" de 3 millones de dólares australianos (unos 2,1 millones de euros) en reconocimiento al "excepcional" desempeño realizado en la reestructuración y mejora de la compañía australiana del grupo ACS.
El consejo de Cimic considera que los logros de Fernández Verdes al frente de la compañía de la que tomó las riendas en marzo de 2014 han "superado las expectativas", según informó la empresa.
Entre los logros de su presidente, la filial australiana de ACS destaca la reestructuración del negocio para centrarse en sus actividades tradicionales de construcción y servicios mineros, la mejora en el desarrollo de proyectos de infraestructuras, y el reforzamiento del balance de la compañía.
En concreto, Cimic destaca que desde que Fernández Verdes fuera nombrado primer ejecutivo en marzo de 2014 su deuda se ha reducido en unos 1.700 millones de dólares (unos 1.630 millones de euros).
Así mismo, el margen de beneficios de la empresa se ha elevado desde un 3,8% hasta un 5,3%, y la rentabilidad para el accionista se ha situado en un 32%.
"Estas mejoras han situado a Cimic en una competitiva situación que incluso le permite abordar adquisiciones, como es la actual OPA lanzada sobre la también australiana UGL", indicó el consejo de la compañía australiana en un comunicado.
"El consejo agradece a Fernández Verdes su esfuerzo y manifiesta su deseo de seguir contando con su trabajo para general valor adicional a los accionistas", añade.
SUCESOR DE FLORENTINO PÉREZ.
Marcelino Fernández Verdes está llamado a suceder a Florentino Pérez como primer ejecutivo de ACS en el momento en que el actual presidente decida ceder funciones.
El presidente de ACS ha manifestado en distintas ocasiones que Fernández Verdes, quien actualmente también es primer ejecutivo de la filial alemana Hochtief, regresaría a Madrid en calidad de consejero delegado de todo el grupo una vez que concluyera el proceso de reestructuración de estas dos compañías.
No obstante, en su intervención en la última junta de ACS, el pasado mes de mayo, Florentino Pérez abogó por profundizar en el proceso de simplificación de estructura que el grupo viene realizando en los últimos años, fundamentalmente en la rama de construcción, Dragados, y en sus filiales y Cimic, empresas sobre las que el mercado viene barajando una eventual integración.