Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

CaixaBank ofrece prejubilaciones a mayores de 58 años, a las que se pueden acoger hasta 400 empleados

Los sindicatos lamentan esta medida "unilateral" y con menos salario que anteriores
CaixaBank ha puesto en marcha un "plan de desvinculaciones voluntarias incentivadas" para empleados a partir de los 58 años al que se podrían acoger unos 400 trabajadores, que son los que cumplen las condiciones necesarias para solicitar su adhesión.
Fuentes de CaixaBank han confirmado a Europa Press que la adhesión a este plan es totalmente voluntaria, el plazo para solicitarla se inicia este viernes y finaliza el 20 de enero y las salidas se realizarán con efectos 1 de marzo.
En concreto, el plan ofrece un porcentaje de la retribución fija bruta anual del 70% hasta los 63 años manteniendo durante este periodo las aportaciones al plan de pensiones.
En abril del año pasado, CaixaBank y sindicatos acordaron 484 desvinculaciones voluntarias incentivadas entre los empleados que ese año cumplían 58 años o más, y ahora la entidad financiera ha vuelto a poner en práctica esta fórmula, aunque entonces ofrecía un 75% del salario en vez del 70%.
Además, CaixaBank ha indicado que también prevé contratar, en las zonas donde sea necesario, perfiles jóvenes que impulsen la renovación de la plantilla tras las desvinculaciones.
CRÍTICA SINDICAL
Fuentes sindicales consultadas por Europa Press han lamentado que la medida anunciada ahora haya sido "unilateral", mientras que los planes de salidas anteriores fueron acordados, y han hecho hincapié en la reducción de la retribución, que han reprobado.
Han recordado que en procesos anteriores fue del 75% e incluso el 80% del salario, y han atribuido la rebaja más a una cuestión estética que económica: "Con los resultados de 2016 y los previstos en 2017 no se pone en peligro la viabilidad de la empresa".
Han añadido que la falta de acuerdo en este plan de salidas "provocará muchas dificultades en otras negociaciones", como la de horarios y clasificación de oficinas, y han augurado que la mayoría de salidas se dará en Catalunya y Baleares porque es donde hay más trabajadores que cumplen los requisitos para poder acogerse al plan.