Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Gobierno convocará a patronal y sindicatos para debatir el modelo futuro de pensiones

La ministra de Empleo y Seguridad Social, Fátima Báñez, ha anunciado en su comparecencia en la Comisión del Pacto de Toledo del Congreso que el Gobierno convocará a la patronal y a los sindicatos para debatir el futuro de las pensiones.

Así, ha señalado que el presidente del Ejecutivo, Mariano Rajoy, impulsará espacios de diálogo social entre los agentes "en paralelo" al debate parlamentario que es necesario para abordar la sostenibilidad y viabilidad financiera de la Seguridad Social.
"Es la hora del Parlamento y también es la hora, en paralelo, del diálogo social", ha dicho la ministra. En todo caso, Báñez ha encomendado a los partidos políticos del Pacto de Toledo "decidir por dónde debe transitar el futuro del sistema", en el que ha pedido que "prime el acuerdo y el consenso".
En este sentido, ha apuntado varias de las necesidades que, a su juicio, precisa el sistema público de las pensiones y de las medidas que debe debatir este grupo de trabajo.
Entre ellas, Báñez ha pedido en "avanzar en la separación de las fuentes de financiación", algo que, ha subrayado, "no debe significar cambiar la naturaleza jurídica de las prestaciones". "No es lo mismo", ha remarcado.
Asimismo, ha llamado a "reforzar la distribución equitativa del esfuerzo contributivo entre regímenes, una recomendación vigente del Pacto de Toledo" y un compromiso que, ha avanzado, el Gobierno está dispuesto a asumir: convertir la reducción de cotizaciones en bonificaciones a la Seguridad Social "para aliviar las cuentas del sistema".
Por último, ha anunciado que otra de las líneas fundamentales será la de priorizar la lucha contra el fraude --"una fuente inequívoca para evitar la pérdida de ingresos", ha dicho la ministra--.
Todas estas medidas que ha avanzado Báñez "deberán ser "equilibradas y que permitan esfuerzos necesarios adecuadamente distribuidos" para evitar "efectos indeseados en el mercado laboral o en el tejido productivo". Asimismo, la ministra ha pedido a los partidos "amplitud de miras" y entrar en el debate "sin prejuicios ni oposiciones predeterminadas".