Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

(Ampliación) Indra emitirá bonos convertibles por importe de hasta 300 millones

Indra emitirá bonos convertibles y/o canjeables por acciones ordinarias de la sociedad por importe de 250 millones de euros, ampliables en hasta un máximo de 50 millones de euros adicionales, con exclusión del derecho de suscripción preferente de los accionistas, según ha informado este miércoles la compañía a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).
Indra tiene intención de utilizar hasta un máximo de 100 millones de euros de los fondos obtenidos en la emisión para financiar la recompra de parte de los bonos convertibles y/o canjeables por acciones ordinarias de la firma pertenecientes a la emisión realizada por un importe de 250 millones de euros al 1,75% de interés con vecimiento el 17 de octubre de 2018.
Asimismo, destinará dichos fondos para fines generales corporativos, incluyendo la ampliación del plazo de vencimiento medio, la reducción del coste medio de su deuda, la mejora de su liquidez y la diversificación de sus fuentes de financiación.
La compañía ha contratado los servicios de un sindicato bancario asegurador, liderado por BNP Paribas y Citigroup Global Markets Limited, como 'joint bookrunners' y un grupo de 'co-lead managers' incluyendo a Berenberg y a Natixis para llevar a cabo un proceso acelerado de prospección de la demanda.
El vencimiento de los bonos tendrá lugar en el séptimo aniversario de su fecha de emisión, que tendrá como destinatarios inversores cualificados internacionales.
Los bonos de la nueva emisión tendrán un importe nominal de 100.000 euros, se emitirán al 100% de su valor nominal y devengarán un interés fijo anual nominal pagadero semestralmente por periodos vencidos y que se estima que se situará entre el 0,5% y el 1,25% nominal anual.
Indra asumirá un compromiso de 'lock-up' desde la firma del contrato de suscripción de los bonos hasta pasados 90 días de la fecha de emisión, en virtud del cual se comprometerá a no llevar a cabo emisiones, ofertas o ventas de acciones y otros valores convertibles y/o canjeables en acciones de Indra, sujeto a ciertas excepciones.
Está previsto que la suscripción y desembolso de los bonos tenga lugar el próximo 7 de octubre, siempre y cuando se cumplan las condiciones previstas para ello en el contrato de suscripción.