Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

(Ampl.) Montoro confirma que relajará al 0,4% en 2018 y al 0,1% el objetivo de déficit de las CCAA para 2018

Se mantiene el techo de gasto y el objetivo de déficit público y la décima de margen se conseguirá de los "buenos datos" de la Seguridad Social
El ministro de Hacienda y Función Pública, Cristóbal Montoro, ha señalado que el Gobierno ha retirado el proyecto de ley sobre el techo de gasto del Congreso para volver a iniciar el proceso y presentar una nueva propuesta de objetivos de déficit y deuda a las comunidades autónomas en la reunión del Consejo de Política Fiscal y Financiera (CPFF) convocada para este viernes, consistente en elevar del 0,3% al 0,4% el objetivo de déficit de las CCAA para 2018, del 0% al 0,1% en 2019 y mantener la meta de equilibrio para 2020.
Así lo ha anunciado este miércoles Montoro en declaraciones a los periodistas antes de intervenir en un almuerzo-coloquio en el marco de la jornada sobre los Presupuestos Generales del Estado (PGE) de 2017, organizada por la Asociación para el Progreso de la Dirección (APD) y Deloitte.
Montoro ha confirmado que Hacienda propondrá en la nueva reunión del CPFF que ha convocado para este viernes elevar en una décima el objetivo de déficit autonómico para 2018, pasando del 0,3% al 0,4%, así como en 2019, del 0% inicial al 0,1%, por lo que el equilibrio de las CCAA se pospondría a 2020.
Según el ministro, la décima de margen que otorga Hacienda a las CCAA en 2018 y 2019 procederá de la Seguridad social a partir de los "buenos datos" que se van conociendo y los registros, que son "muy positivos", así como de los nuevos ingresos que se derivarán de la negociación colectiva.
EL TECHO DE GASTO SE MANTIENE Y SE VOTARÁ LA PRÓXIMA SEMANA
No obstante, Montoro ha aclarado que el cambio concierne "únicamente" a los objetivos de déficit de las comunidades autónomas, pero no afectará al déficit del conjunto de las administraciones públicas ni al techo de gasto, por lo que se mantiene el objetivo de déficit del 2,2% para este año y el aumento del 1,3% previsto para el techo de gasto, hasta los 119.834 millones de euros.
De esta forma, ha explicado que el Gobierno ha retirado el proyecto de ley conocido como techo de gasto del Congreso, por lo que "vuelve a comenzar el proceso", si bien, una vez se aprueben los nuevos objetivos de deuda y déficit de las CCAA en el CPFF, el Consejo de Ministros lo aprobará esa misma mañana y se remitirá posteriormente al Congreso, por lo que "no habría cambio de fecha". Así, los objetivos de déficit y deuda que acompañan al límite de gasto no financiero, se votarán en sesión plenaria el próximo martes en el Congreso y el miércoles en el Senado.
El Ejecutivo aprobó el lunes el techo de gasto en Consejo de Ministros y tiene que lograr el respaldo del Congreso. Cuenta de momento con el voto en contra del PSOE, que podría cambiar hacia la abstención o el voto favorable con la relajación de los objetivos de déficit autonómicos, mientras que el apoyo de Ciudadanos está condicionado a una rebaja del IRPF, para lo que se encuentra inmerso en plenas negociaciones.
Las autonomías rechazaron mayoritariamente la senda 2018-2020 propuesta y aprobada en el CPFF del pasado 29 de junio e incluso algunas acusaron a Montoro de no dar más margen a las autonomías mientras "coquetea" con una bajada de impuestos, en referencia a la negociación con Ciudadanos.
Concretamente, votaron en contra de la senda 2018-2020 todas las comunidades socialistas (Andalucía, Aragón, Asturias, Baleares, Castilla-La Mancha, Extremadura y Valencia), además de Cantabria y Cataluña, frente a la abstención de Canarias y el voto a favor de las regiones en las que gobierna el PP (Castilla y León, Comunidad de Madrid, Galicia, La Rioja y Murcia).
CREE QUE LA NUEVA PROPUESTA SERÁ "BIEN RECIBIDA"
Durante su intervención en el acto, Montoro ha explicado que el cambio en la propuesta de los objetivos de déficit y deuda de las autonomías se debe a la "negociación política", y ha dicho estar "convencido" de que la nueva propuesta será "bien recibida".
"La propuesta será bien acogida por las CCAA, es fundamental que busquemos en este tiempo la convergencia de opiniones que es lo que da estabilidad política en el país", ha apostillado.
En este sentido, ha apuntado que "en esta legislatura hay que convencer y ser convencidos" porque "sino no prosperan las cosas", por lo que considera que hay que "negociar mucho, todo el día hablando con otras formaciones políticas".
Según Montoro, todas las formaciones políticas comparten que "no quieren interrumpir la recuperación económica y la creación de empleo", por lo que "ninguno discute lo esencial: primar la recuperación económica y el empleo".
Además, ha asegurado que las demandas políticas "no son antagónicas con seguir este camino de política económica general y presupuestaria en concreto", que será la que lleve a "afianzar" la recuperación económica y de empleo. "El horizonte es muy claro, esperanzador, con inteligencia de todos seremos capaces de ganar", ha recalcado.
El titular de Hacienda ha destacado que la recuperación de la economía está siendo la "más sana de nuestra historia", y ha valorado la cifra "impresionante" de más de 430.000 millones de euros de desapalancamiento de empresas y familias desde 2012 hasta ahora.
En este sentido, ha augurado un "margen de prosperidad muy grande" en ellos próximos años, con la previsión de registrar 20,5 millones de ocupados en 2020.