Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

(Ampl.) Javier López Madrid deja el consejo de OHL

Después de quince años como consejero y tras resultar implicado en la 'Operación Lezo'
Javier López Madrid ha presentado su renuncia al puesto que tenía en el consejo de administración de OHL, compañía controlada por el Grupo Villar Mir, propiedad de su suegro Juan Miguel Villar Mir, según indicaron a Europa Press en fuentes conocedoras de la decisión.
López Madrid ha renunciado a su sillón en el máximo órgano de gestión de la compañía en el que se sentaba desde 2002 en calidad de consejero externo dominical alegando "motivos personales", si bien la dimisión tiene lugar después de resultar implicado en la denominada 'Operación Lezo'.
La dimisión se produce asimismo la víspera de que el grupo de construcción y concesiones celebre mañana martes, 9 de mayo, su junta general de accionistas, la primera después del relevo general que abordó la compañía el pasado año, por el que Juan Miguel Villar Mir cedió la presidencia a su hijo Juan Villar-Mir de Fuentes, y se nombró consejero delegado a Tomás García Madrid.
La asamblea de socios y el cambio en el consejo extiende el 'annus horribilis' vivido por OHL el pasado ejercicio, en el que registró mínimos anuales en Bolsa, hasta tres rebajas de calificaciones crediticias y sus primeras pérdidas de la historia. En la actualidad, la compañía acaba de lanzar un nuevo plan estratégico centrado en recortar su deuda y reflotar su negocio constructor con el fin de garantizar su viabilidad futura.
QUINCE AÑOS EN EL CONSEJO.
Javier López Madrid, abogado y licenciado en Ciencias Económicas y Empresariales, es consejero de OHL desde 2002, y su última ratificación para este cargo dato de mayo de 2015. A pesar de ello, "nunca ha tenido responsabilidad ejecutiva ni representativa alguna en el grupo", tal como recuerda OHL.
No obstante, en la actualidad es consejero delegado del Grupo Villar Mir, corporación que controla la constructora, y presidente de otra de sus firmas, Ferroglobe, compañía metalúrgica surgida de la fusión en 2015 de FerroAtlántica y la estadounidense Globe Specialiti Metals.
Con motivo de este último cargo, López Madrid reside habitualmente en Londres, ciudad sede de esta compañía, considerada una de las mayores del mundo en su sector, que cotiza en el Nasdaq.
IRRUPCIÓN DE LA 'OPERACIÓN LEZO'.
Javier López Madrid renuncia a su puesto de consejero de OHL después de que el pasado 21 de abril fuera detenido por la Guardia Civil en el marco de la denominada 'Operación Lezo', relacionada con irregularidades en la compañía del Canal de Isabel II y por la que se arrestó y encarceló al expresidente de la Comunidad de Madrid Ignacio González.
López Madrid, puesto en libertad horas después tras el pago de una fianza, fue arrestado ante indicios recabados por los investigadores del caso sobre el supuesto pago a Ignacio González de una comisión de 1,4 millones de euros presuntamente autorizada por López Madrid y que se habría llevado a cabo a través de un banco con sede en Suiza.
En el marco de esta operación, el titular del Juzgado Central número 6 de la Audiencia Nacional, Eloy Velasco, también investiga al
primer accionista y expresidente de OHL Juan Miguel Villar Mir y al exministro de Trabajo Eduardo Zaplana.
Tras surgir estas informaciones, OHL ha defendido en distintos comunicados que sus "procesos de licitación, adjudicación y contratación se han realizado con total transparencia y sujeción a la ley y a los estándares del buen gobierno corporativo".
Asimismo, el pasado viernes indicó que tras realizar una investigación interna, que ha trasladado al juez, ha identificado dos transferencias realizadas a finales del año 2007 a la sociedad Lauryn Group, domiciliada en Panamá y vinculada a la trama, y a una cuenta en el Anglo Irish Bank, en Suiza, por importe total de 2,5 millones de dólares, "sin que haya indicio de que pudieran estar relacionadas con actos ilegales o ilícitos de ningún tipo", indicó la compañía.
Igualmente, OHL reiteró que la investigación interna no ha identificado ninguna transferencia ordenada por Javier López Madrid, "que nunca ha tenido responsabilidad ejecutiva ni representativa alguna en el grupo".