Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

(Ampl.) El Gobierno aprueba las emisiones de deuda 'senior non-preferred' para la banca

Facilita a las entidades de crédito la dotación de colchones de capital con capacidad de absorción de pérdidas en caso de resolución
El Gobierno ha aprobado en Consejo de Ministros un Real Decreto-Ley de medidas urgentes en materia financiera que permite a todas las entidades de crédito emitir deuda senior 'non-preferred' para facilitar el cumplimiento del requerimiento mínimo de fondos propios y pasivos admisibles (MREL, según sus siglas en inglés).
Este requerimiento exige a las entidades de crédito y empresas de servicios de inversión, tanto a nivel internacional como de la Unión Europea (UE), contar con un número de pasivos que puedan absorber pérdidas en caso de resolución.
Según explica el Gobierno, la idea es que la deuda 'senior non preferred', o no preferente, tenga un orden de prelación --en caso de resolución o concurso-- inferior al resto de créditos ordinarios, pero superior a la deuda subordinada.
La deuda 'senior non preferred' deberá contar con un plazo de vencimiento efectivo igual o superior a un año, no tener características propias de instrumentos derivados e incluir una cláusula en la que se establezca que tienen una prelación concursal inferior frente al resto de créditos ordinarios, señaló el ministro de Economía, Industria y Competitividad, Luis de Guindos, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros.
Además, el Real Decreto modifica la Ley de Mercado de Valores a fin de dar la consideración de instrumentos financieros complejos a estos instrumentos de deuda, por lo que solo los inversores institucionales tendrán acceso a este instrumento.
Guindos también ha explicado que la deuda 'senior non preferred' sufrirá pérdidas en caso de resolución o insolvencia antes que la 'deuda senior' y que los depósitos superiores a 100.000 euros, cuyo nivel de prelación es el mismo.
No obstante, en un caso de resolución --como el experimentado recientemente por Banco Popular--, el capital y los instrumentos subordinados absorberían pérdidas antes que la deuda 'senior non-preferred'.
SANTANDER, EL ÚNICO BANCO ESPAÑOL QUE HA EMITIDO ESTE TIPO DE DEUDA
Por el momento, Banco Santander es la única entidad española que ha emitido deuda con estas características. En concreto, el banco presidido por Ana Botín ha colocado algo más de 4.100 millones de euros de deuda 'senior non-preferred' a través de tres emisiones realizadas en lo que va de 2017.
En enero, la entidad cántabra emitió 1.500 millones de este tipo de deuda, mientras que colocó 2.500 millones de dólares (2.237 millones de euros) en abril y 400 millones de francos suizos (368 millones de euros) en mayo.
En el marco del plan de financiación del banco cántabro para cumplir con los nuevos requerimientos sobre absorción de pérdidas, Santander estima emitir entre 28.000 y 35.500 millones de euros en deuda 'senior non-preferred'.
El Real Decreto-Ley aprobado este viernes también contempla la reforma del régimen jurídico de las cooperativas de crédito, por lo que el Ejecutivo da por completado el ciclo de reformas del sistema financiero iniciado en 2012.