Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

(Ampl.) Acerinox multiplica por más de 16 su beneficio semestral, hasta los 151 millones de euros

Acerinox obtuvo un beneficio neto de 151 millones de euros en el primer semestre del año, cifra que multiplica por más de 16 el resultado registrado por la compañía en igual periodo del año pasado (9 millones de euros), informó la compañía a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).
La empresa ha destacado que el beneficio acumulado a junio supera ya a los resultados anuales de cualquiera de los ejercicios de la última década.
El grupo siderúrgico ha explicado que el primer semestre del ejercicio ha estado marcado por el "buen comportamiento" de la demanda y la volatilidad de los precios de las materias primas, especialmente del ferrocromo y el níquel.
La cifra de negocios del grupo alcanzó los 2.444 millones de euros hasta junio, con un aumento del 28% con respecto al primer semestre de 2016, debido al repunte de los precios en todos los mercados.
El resultado bruto de explotación (Ebitda) de Acerinox se situó en 317 millones de euros a junio, un 165% superior al del mismo periododel año anterior.
Por su parte, la deuda financiera neta de la compañía, que se sitúa en 663 millones de euros, se incrementó en 44 millones respecto al cierre de 2016.
Acerinox ha destacado que en el primer semestre ya ha conseguido el 38% de los objetivos de su Plan de Excelencia 2017-2018, valorados en 19 millones de euros.
INVERSIONES POR 80 MILLONES.
Durante el semestre, Acerinox realizó inversiones por valor de 80 millones de euros, fundamentalmente en las fábricas de NAS (Estados Unidos) y Acerinox Europa (España), con el fin de potenciar la eficiencia y competitividad.
A este respecto, la línea de recocido brillante de acabado BA y el laminador en frío instalados en NAS, tras una inversión de 116 millones de euros, arrancó de forma satisfactoria en este segundo trimestre y se espera que su productividad alcance niveles adecuados durante el segundo semestre del año.
Asimismo, la construcción de sus nuevas líneas de recocido y decapado y un tren de laminación en frío, en la planta de Campo de Gibraltar, tras una inversión de 140 millones de euros, se encuentra en fase avanzada y se prevé su puesta en marcha a principios de 2018.
Además, la compañía ha aprobado nuevas inversiones por 23 millones de euros en una línea de empalme de bobinas para NAS, que mejorará la productividad de las instalaciones, y en la remodelación de línea de reconocido y decapado AP3 de la fábrica del Campo de Gibraltar para dotarla de las últimas tecnologías.