Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

(Amp) Unidos Podemos dice que los Presupuestos "no son negociados, son comprados" al PNV

Unidos Podemos-En Comú-En Marea ha acusado al ministro de Hacienda y Función Pública, Cristóbal Montoro, de no haber negociado los Presupuestos Generales, sino haberlos "comprado", en referencia al acuerdo alcanzado entre el Gobierno y el PNV para reducir el 'cupo vasco' en 2017.
"Estos no son unos Presupuestos negociados, sino comprados"", ha dicho el portavoz económico de Unidos Podemos, Alberto Montero, que ha criticado, dirigiéndose al ministro, que esto "dice poco de su capacidad de negociación y mucho de su capacidad de compra". "La plurinacional la entienden a golpe de chequera", ha apostillado.
Montero ha pedido al Gobierno que "escuche a los españoles", pues ha recordado que la principal preocupación de los españoles sigue siendo el desempleo, pero "no el que se está creando". "Ese tipo de empleo no lo necesitamos, nos sobra. Necesitamos de calidad", ha subrayado Montero.
En este sentido, ha argumentado que, "si el empleo fuese suficiente no habría un 15% de trabajadores a tiempo completo en situación de pobreza". "Centrarse en que la cantidad importa es una posición bastante primitiva", ha insistido .
RECORTES PACTADOS SI EL DÉFICIT "SE LES VA DE LAS MANOS"
Durante su defensa de la enmienda a la totalidad presentada por su grupo, Montero ha sostenido que, con las cifras de desigualdad, "no puede decirse que se ha dejado a atrás la crisis". "Si salimos con un tercio de población excluida, hemos fracasado como país", ha aseverado.
Para el portavoz económico de Unidos Podemos, los Presupuestos para 2017 "ofrecen más de lo mismo, pero peor", esto es, "la única receta que saben cocinar: anteponer el ajuste fiscal ante el desempleo". "Están empeñados en priorizar la reducción del déficit a un ritmo por encima de nuestras posibilidades", ha aseverado.
En este sentido, ha acusado al Gobierno de tener "recortes ya pactados en caso de que el déficit se les vaya de las manos", algo que no ha descartado, advirtiendo que los ingresos proyectados por el Gobierno crecen "el triple de lo que hicieron el año pasado".
"¿DÓNDE ESTÁ EL BENEFICIO DEL CRECIMIENTO?"
La coalición ha decidido una vez más repartirse su turno de intervención. A Montoro le ha seguido su portavoz de Hacienda, Alberto Garzón (IU), quien ha lamentado las "cifras dramáticas, similares o peores a las de 2011", antes de la llegada del PP al Gobierno.
"¿Dónde está el beneficio de la propaganda del crecimiento económico?", se ha preguntado Garzón, que ha criticado "el modelo de sociedad" que, ha dicho, expresan los Presupuestos: "bonanza macroeconómica y miseria microeconómica".
Garzón ha explicado la desigualdad en los recortes y las reformas aprobadas por el Gobierno que, ha dicho, "benefician a una parte del país, como con la amnistía fiscal", que ha ejemplificado como "resumen de cómo el Gobierno protege a los delincuentes". "No es posible sostener un país donde la mayoría del país se queda marginada". "No es una buena noticia decir que el crecimiento económico sea alto. Es una cifra", ha defendido, pidiendo "entrar en detalle de esos números".
LA RECUPERACIÓN, "UN AZUCARILLO"
Por su parte, Joan Mena, de En Comú, ha lamentado que los Presupuestos sean "un canto a la resignación". "Lo que nos dicen son literalmente mentiras, porque comparan lo ejecutado con lo presupuestado y prevén cifras de recaudación que serían los mayores ingresos de la historia".
"Venden una recuperación tan débil que se disuelve como un azucarillo entre los dedos", ha acusado el diputado catalán que ha sostenido que, si no fuera por la corrupción, España sería uno de los países más ricos del mundo.
"Los Presupuestos de la corrupción" ha sido la definición que ha empleado la diputada de En Marea, Yolanda Díaz, quien ha concluido la defensa de la enmienda a la totalidad de la coalición de izquierdas.
Díaz ha acusado al Gobierno de hacer pagar a los desempleados el rescate a la banca y se ha preguntado por los recortes en industria y energía. "¿Quieren que nuestros hijos sean los camareros de Europa?", ha dicho, puntualizando que, si bien ésta es "una profesión muy digna", ellos "quieren ser los investigadores de Europa".
CRÍTICAS TAMBIÉN AL PSOE: ¿QUÉ HARÁ "SU FILIAL CANARIA"?
Las críticas lanzadas por Unidos Podemos también han alcanzado al PSOE, al que no solo le han recordado su abstención en la investidura de Mariano Rajoy y su apoyo al techo de gasto que sustentó los Presupuestos Generales presentados por el Gobierno, sino también el voto de su aliado electoral, Nueva Canarias.
A pesar de que el diputado de esta formación, Pedro Quevedo, ha presentado una enmienda a la totalidad a los Presupuestos, su predisposición a negociar con el Gobierno las cuentas lleva a Podemos a advertir que votará a favor de las mismas.
"A ver cómo explican a sus votantes que un diputado elegido en el seno de sus listas va a votar a favor de unos Presupuestos que ustedes han rechazado", ha dicho Montero, dirigiéndose a la bancada socialista y refiriéndose a NC como "su filial canaria". Por último, ha pedido al PSOE que "asuma su papel": "No dejen recaer sobre las espaldas del señor Quevedo la responsabilidad de votarles en el nombre del PSOE los Presupuestos".