Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

(Amp.) Goirigolzarri lamenta la "sombra de sospecha" sobre la banca, que la convierte en "chivo expiatorio"

El presidente de Bankia, José Ignacio Goirigolzarri, ha afirmado que la banca no ha experimentado durante los últimos años "una mejora significativa" en su reputación e imagen, ya que siempre tiene una "sombra de sospecha" sobre sus prácticas que a veces la convierte en un "chivo expiatorio".
"Esto es malo para el conjunto de la sociedad y lleva a tomar decisiones en todos ámbitos que a corto plazo levantan aplausos, pero a medio y largo no son buenas para la sociedad", ha explicado durante su intervención en el seminario 'La cuarta revolución. ¿Cómo afecta la agenda digital a la economía y a la industria?', organizado por la APIE y la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP).
Concretamente, se ha referido a la regulación sobre el capital. "Cuando se produce una situación como la que vivimos de crisis, lógicamente la gente lo que busca es seguridad", ha indicado Goirigolzarri, en cuya opinión "la seguridad es lo más importante", pero implica "unas crecientes exigencias de capital", lo que "a corto plazo tiene lógica, pero a largo esa seguridad es a cambio de crecimiento". "Tenemos que hacer una combinación entre seguridad y crecimiento", ha añadido.
Goirigolzarri, que interviene en estas jornadas por cuarto año consecutivo como presidente de Bankia, se ha mostrado "convencido" de que las prácticas de la banca han mejorado "de forma importante" durante los últimos años, pero esto "no está llegando al gran público con nitidez".
Esto ocurre, en su opinión, por dos razones. En primer lugar, por el "permanente afloramiento" de "hechos del pasado" realizados por "gestores que no tienen ahora la responsabilidad". "Estos hechos alforan ahora y afectan a la imagen de la banca hoy", ha explicado. Por otra parte, ha señalado que la banca no consigue "transmitir con claridad a la sociedad estas mejoreas prácticas", que "son reales".
CRECIMIENTO RENTABLE
El presidente de Bankia ha apuntado que el objetivo de la entidad una vez que termine el periodo de reestructuración, a finales de este año, es obtener un "crecimiento rentable" y, en función de la evolución de los tipos de interés, su aspiración es alcanzar una rentabilidad sobre fondos propios del 10% "a medio plazo".
Una vez se ponga fin a la reestructuración, la entidad se liberará de las limitaciones impuestas por la Unión Europea, por lo que podrá abrirse camino en el negocio de la promoción inmobiliaria. Psra ello, creará equipos especializados a partir de septiembre y octubre, según ha explicado Goirigolzarri, que ha añadido que el peso de esta unidad sobre los resultados de Bankia no será relevante a corto plazo.
El presidente de Bankia ha apuntado que aún están "muy abiertos" sobre cómo desarrollar este proyecto, en el que intentarán financiar promociones que "tengan sentido", pero no invertirán o coinvertirán con promotores. "Nosotros somos banqueros y en eso nos tenemos que concentrar", ha añadido.
Goirigolzarri ha destacado el objetivo de la entidad de atraer a pymes, pero ha señalado que no se relajarán las condiciones del crédito. Preguntado sobre si aprovechará la venta de Popular para atraer a sus clientes de este segmento, en el que la entidad ahora propiedad de Santander cuenta con más de un 17%, el presidente ha apuntado que la entidad trabaja en el objetivo de atraer a pymes desde 2014.
Por otra parte, ha manifestado que le gustaría continuar al frente del banco una vez se ponga fin al proceso de reestructuración. "Me siento extraordinariamente comprometido con el proyecto de Bankia", ha señalado y ha añadido que esta decisión compete a los accionistas. "Seguiré si quieren que siga y hasta que quieran", ha dicho.
"LUZ AL FINAL DEL TÚNEL" EN RENTABILIDAD DE LA BANCA
En opinión de Goirigolzarri, el escenario de bajos tipos de interés ha sido "muy positivo" para la economía española, ya que "ha tenido una influencia radical en el ahorro de costes de las empresas", pero la "buena noticia" para la banca es que "en algún momento del próximo año" se verá un "crecimiento de los tipos de interés".
"No tendrá una influencia decisiva en el 2018, pero sí desde ese momento", ha explicado el presidente de Bankia, de forma que "desde el punto de vista de la rentabilidad se puede ver la luz al final del túnel".
El directivo ha puesto en valor la mejora de la economía durante los últimos años y ha manifestado que se puede ser "optimista" de cara al futuro. Según ha dicho, el "profundo" proceso de desapalancamiento que "ha influido en la línea de ingresos de los bancos" está "tocando fondo", por lo que el año que viene se verán crecimientos de saldos en la banca privada.