Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Álvarez-Pallete (Telefónica) pide una Constitución digital para preservar la soberanía de individuos

El presidente de Telefónica, José María Álvarez-Pallete, considera necesario establecer una Constitución digital o normas en el ámbito digital para poder "preservar la soberanía de los países e individuos" ante el uso de los datos personales y privados por parte de las redes sociales y las nuevas tecnologías.
Álvarez-Pallete ha participado en la mesa redonda titulada 'Dirigir una empresa: una carrera de valores', organizado por la Universidad Pablo de Olavide, donde se han abordado los retos a los que se debe enfocar la empresa en un entorno digital, donde también ha participado el presidente de GAT Inversiones, Rosauro Varo, todo ello moderado por el director del máster universitario en Finanzas y Banca de la UPO, Enrique Jiménez.
El presidente de Telefónica, que ha corrido 14 maratones, ha puesto además el símil de correr una carrera o maratón con el desarrollo de un proyecto empresarial, ya que en ambos casos son importantes una serie de valores como "la cultura del esfuerzo, tener un plan de trabajo o objetivos, sacrificio, ambición y superación y sobre todo darlo todo". "Hay que saber superar el muro físico que llega cuando corres una maratón, y ahí es muy importante la capacidad mental; hay que apretar los dientes y tirar para adelante", ha aseverado.
Álvarez-Pallete, quien ha puesto ejemplos de desarrollo tecnológico aplicados en diversos campos, remarca que "el desarrollo social es exponencial, y ahora hay cosas que eran impensables hace cinco años", destacando el rápido paso de la sociedad de Internet a la sociedad de los datos, donde se ha pasado de valorar la penetración de Internet a valorar el consumo medio de información per capita.
Asimismo, ha resaltado la importancia de tener ética para generar confianza en el entorno, toda vez que en el ámbito tecnológico y digital "deben existir una serie de valores y normas que deben ser escritos", al modo de "una Constitución digital o normas digitales, que preservar la intimidad de países e individuos frente a la accesibilidad a los datos que tienen las nuevas tecnologías".
"Se trata de nuevos valores y de nuevas reglas, y el desarrollo de las nuevas tecnologías va tan rápido que las reglas del juego no se hacen socio, y se siguen desarrollando las nuevas tecnologías, con concepto como robots inteligentes, hijos a la carta o cómo influir en el comportamiento humano", ha recordado.
En ese sentido, apunta la necesidad de desarrollar nuevas profesiones y funciones, de forma que "está por desarrollar labores y trabajo como el del abogado digital, el sociólogo digital o el ciber economista". En esa idea ha ahondado posteriormente Rosauro Varo, apuntando que "el 65% de las profesiones del futuro aún no existen".
El presidente de Telefónica ha resaltado el incremento exponencial en el tráfico de datos móviles y de la generación "brutal" de datos, y apunta que la tecnología "se expande cada vez más rápido", de forma que "mientras el teléfono tardó 75 años en extenderse a 100 millones de usuarios, juegos o aplicaciones como los de Pokemon han tardado 25 días en llegar a 100 millones de personas".
También ha resaltado el impacto "instantáneo y masivo" de plataformas digitales como Facebook "que tiene más habitantes que China", Instagram, con más habitantes que la UE, Twitter o Linkedin, así como su capacidad para movilizara a la opinión pública.
Ha apuntado que a pesar de que "lo visto hasta ahora nos parece rupturista", el año 2030 "está muy cerca; estamos más cerca de 2030 que de 2000, y herramientas como Youtube, Skype, Facebook o Twitter nos parecerán anticuadas".
LA EMPRESAS DIGITAL.
El presidente de Telefónica, que recuerda que el 52% de las compañías en S&P en 2000 han desaparecido, ha apuntado que las mayores empresas del mundo "son empresas digitales", añadiendo que empresas como Uber, Facebook, Airbnb "no tienen ninguna propiedad, no tiene coches, ni genera contenidos ni posee alojamientos, respectivamente".
Además, ha resaltado la importancia de los medios y herramientas digitales en áreas como los medios de comunicación, la publicidad o la venta de vehículos de lujo y la necesidad de que las empresas se adaptan a esos nuevos entornos.
En ese sentido, ha resaltado el esfuerzo de España "que lidera la adopción de fibra óptica", de forma que la extensión de redes UBB supera la suma de países como Alemania, Reino Unido, Francia o Italia. También ha resaltado la importancia de los datos frente a oferta de voz, de forma que "ahora es más importante la facturación por los gigas suministrados que por las llamadas efectuadas".
Álvarez-Pallete, quien recuerda la colaboración de la UPO con Telefónica, ha destacado que su empresa impulsa la digitalización de Andalucía, con más de 1.000 millones de inversión en los últimos cinco años, el 95 por ciento de cobertura 4G, supone una aportación del 2,2 por ciento del PIB andaluz y además la cobertura de redes digitales FTTH supera la suma de Francia, Italia, Alemania, Reino Unido y Bélgica.
El presidente de Telefónica ha recordado algunas cifras de su empresa, resaltando que es la segunda teleco europea por innovación, resaltando su compromisos con las pymes y empresas tecnológicas y su apuesta por desarrollar la tecnología de manera abierta junto a las empresas tecnológicas, con proyectos como 'OpenFuture' en Andalucía, con espacios en Sevilla (El Cubo), Málaga (La Farola) y Almería (El Cable), y nuevos espacios que se abrirán en San Fernando (Cádiz) y Córdoba.
LA IMPORTANCIA DEL FRACASO, SEGÚN VARO
Por su parte, Rosauro Varo, definido como "un emprendedor en serie", y que ha explicado su experiencia al frente de empresas como Pepe Phone, ha insistido en la necesidad del esfuerzo, la disciplina y la constancia "y es bueno incluso ser un poco pesado" para conseguir los objetivos en el ámbito empresarial y en todos los aspectos de la vida.
Asimismo, resalta la importancia del fracaso, de forma que "no hay emprendedor que no fracase" y ha recordado que en Estados Unidos, los fracasos empresariales "son consideradas heridas de guerra", por lo que pide que "se deje de penalizar el fracaso, pues de esas lecciones se aprende".
Varo ha citado una serie de oportunidades que se abren con las nuevas tecnologías, como las posibilidades de la geolocalización en áreas como la reducción de la siniestralidad en el tráfico, el comercio o el concepto de coche automático; el llamado 'Internet de las cosas'; los usos de las nuevas tecnologías en biotecnología o medicina; la agricultura, donde se pueda "predecir plagas con meses de antelación"; o tecnologías como la impresión 3D, que permita diseñar e imprimir desde órganos del cuerpo, alimentos o piezas de vehículos; o la realidad virtual.
Rosauro Varo ha resaltado que España "gana peso en al ecosistema emprendedor", y es la segunda en aceleradoras de start ups y se ha incrementado un 83 por ciento la financiación d start ups españolas. También ha citado conceptos que han nacido recientemente como las aceleradoras, incubadoras o espacio de 'crowdworking'.