Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

ACS, primer operador de líneas de eléctricas en Brasil al sumar una cartera de 3.000 millones

Tras lograr un nuevo contrato de 126 millones
ACS se ha adjudicado un nuevo contrato de construcción y posterior explotación de líneas de transmisión eléctrica de alta tensión en Brasil por 126 millones de euros, según informó la compañía.
Con este nuevo proyecto, el grupo que preside Florentino Pérez suma una cartera de líneas de transmisión en el país valorada en 3.000 millones de euros que, según sus datos, le convierten en el mayor contratista de este tipo de infraestructuras de Brasil.
El contrato logrado ahora, a través de su filial Cobra y mediante subasta pública, supone la construcción de 310 kilómetros de líneas eléctricas en el Estado de Rondonia y su posterior explotación durante treinta años.
ACS suma este proyecto al logrado a finales de 2016, en esa ocasión a través de la su otra filial industrial Cymi, para tender 1.370 kilómetros de líneas de alta tensión y, además, construir dos subestaciones y ampliar otras siete, por un importe conjunto de 659 millones.
En este caso, las líneas se tenderán por el Noreste de Brasil, en los Estados de Bahía, Piauí, Paraíba, Ceará, Río Drando do Norte y el Estado de Minas Gerais.
Estos contratos, adjudicados por el regulador energético brasileño Aneel, se han logrado junto con el fondo de inversión canadiense Brookfield, con quien ACS tiene una alianza para concurrir a este tipo de proyectos en América.
Los proyectos se suman a los que el tándem que forman el grupo constructor español y el fondo ya tenían en el país, como el de ejecución de más de 2.900 kilómetros de alta tensión y trece subestaciones, valoradas en 1.700 millones de euros, o el de construcción de una subestación por parte de Cobra.
De esta forma, la cartera total de ACS en líneas de transmisión en Brasil alcanza la referida cota de los 3.000 millones de euros, lo que, según la empresa, la convierte en primer contratista del sector del país.
EXPANSIÓN INTERNACIONAL
Además, con estos proyectos, la compañía se refuerza en Latinoamérica y potencia su internacionalización en el marco de la estrategia de crecimiento y reforzamiento de su expansión exterior que lleva a cabo. En la actualidad, ACS ya logra fuera de España el 86% de sus ingresos, casi la mitad de Norteamérica.
ACS ratificó su voluntad de seguir creciendo en el exterior esta pasada semana con ocasión de su junta de accionistas, en la que destacó la "notable" capacidad de inversión con que asegura contar, gracias a su saneado balance y la generación de caja de sus negocios.
El grupo continúa así con su expansión mientras da el primer paso hacia la futura sucesión de Florentino Pérez como primer ejecutivo con el nombramiento este próximo jueves, 11 de mayo, de Marcelino Fernández Verdes como consejero delegado de la compañía.