Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

ACS da mañana el primer paso hacia la sucesión de Florentino Pérez

El grupo aprueba en junta nombrar consejero ejecutivo a Marcelino Fernández Verdes
ACS da mañana jueves, 4 de mayo, el primer paso hacia la futura sucesión de Florentino Pérez como primer ejecutivo, con la entrada en el consejo de administración de la compañía de Marcelino Fernández Verdes, a quien el presidente designó hace tres años como su sucesor.
La junta de accionistas del grupo de construcción y servicios aprobará nombrar nuevo consejero con carácter ejecutivo a Fernández Verdes, actual consejero delegado de la filial alemana Hochtief y presidente de la australiana Cimic.
De esta forma, arrancará el retorno a Madrid, a los 'cuarteles generales' del grupo, del sucesor del presidente. Según lo previsto, en una fase posterior Fernández Verdes será nombrado consejero delegado de la compañía para compartir su gestión con el presidente al que, en último término, relevará.
De esta forma, el nuevo consejero mantendrá por el momento sus puestos en las filiales de construcción foráneas, a las que fue destinado en 2012 para dirigir el proceso de reestructuración de estas firmas y su integración con Dragados, una tarea que ya está prácticamente culminada.
Florentino Pérez, de 70 años de edad, está al frente de ACS desde que en 1997 constituyó el grupo, fruto de la fusión de la firma OCP Construcciones, que entonces presidía, con la también constructora Ginés y Navarro.
En la actualidad, ACS figura como una de las primeras constructoras y el primer grupo de concesiones del mundo, del que Pérez es además primer accionista, con una participación del 12,5%. Se trata de un grupo presente en sesenta países que factura unos 32.000 millones de euros anuales.
A comienzos de 2014, su presidente anunció en una entrevista en televisión que tenía decidido que Marcelino Fernández sería su sucesor como primer ejecutivo de ACS. Asimismo, indicó que, una vez decida dar el relevo en la compañía, se dedicará a la Fundación ACS. "Me dedicaré a hacer lo que ahora no puedo", aseguró entonces.
HOMBRE DE LA CASA.
De su lado, Marcelino Fernández es desde 2012 consejero delgado de Hochtief y desde 2014, también primer ejecutivo de Cimic. Ingeniero de profesión, cuenta con una dilatada experiencia en el sector de la construcción y es un 'hombre de la casa', dado que su primer cargo en la compañía data de 1994, en la originaria OCP construcciones.
Tras la adquisición de Dragados por parte de ACS en 2002, Fernández Verdes asume la dirección de esta empresa y de todo el área de construcción del grupo, puesto desde que accedió a sus responsabilidades en Hochtief.
Su entrada en el consejo de ACS tiene lugar cuando este órgano de gestión presenta varias vacantes consecuencia de la salida del capital del grupo de Corporación Financiera Alba y el empresario turístico Miguel Fluxá.
No obstante, el regreso de Fernández Verdes a Madrid coincide con la estrategia de crecimiento y reforzamiento de la expansión internacional que aborda el grupo, que además ha logrado recortar su deuda a un mínimo histórico de unos 1.214 millones de euros.