Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

22.000 personas aceptan limpiar baños, sin saberlo, a cambio de tener Wi-Fi gratis

22.000 personas aceptan limpiar baños, sin saberlo, a cambio de tener Wi-Fi gratisPixabay

¿Sabes qué condiciones aceptas cuando accedes a una red Wi-Fi pública? La compañía inglesa Purple ha realizado un curioso experimento para demostrar que cuando alguien se conecta a una conexión Wi-Fi en la calle nunca lee los términos y condiciones de uso de los servicios que se aceptan.

Para ello, la empresa de Reino Unido incluyó una curiosa condición para las personas que accedieran a su red Wi-Fi. Y es que si entrabas en esa conexión a Internet aceptabas realizar 1.000 horas de trabajos comunitarios.
Y, aunque podamos pensar que poca gente aceptaría realizar tareas tales como limpiar parques de los excrementos de perros, limpiar desagües y, entre otras, limpiar retretes portátiles en festivales y eventos locales, un total de 22.000 personas dieron su ok a hacer todas estas actividades, tal y como recoge Noticias 24. Pero claro, sin quererlo, simplemente no se leyeron las condiciones.
A lo largo de las dos semanas que duró esta campaña, solamente hubo una persona que se dio cuenta de la extraña condición que había que aceptar para poder acceder a Internet de manera gratuita.
NUEVA LEY DE PROTECCIÓN DE DATOS DE LA UE
La empresa, como cabía esperar, no va a obligar a los usuarios que aceptaron las condiciones a cumplir las tareas. Su objetivo era llamar la atención sobre la nueva ley de protección de datos que entrará en vigencia en la Unión Europea a partir de mayo de 2018.
Debido a que en la nueva norma las empresas tendrán que tener el consentimiento del usuario antes de usar sus datos personales, Purple ha querido hacer ver lo fácil que es saltarse ese pequeño paso con unos términos y condiciones que prácticamente nadie suele pararse a leer.