Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Museo del Ejército en Toledo ofrece un recorrido por 100 castillos españoles en una exposición que abre este jueves

De los 10.000 castillos que tiene España, solo se conoce la propiedad de la mitad de ellos
El Museo del Ejército de Toledo acoge desde este jueves, día 26, la exposición temporal 'Arquitectura Defensiva en España', una muestra que reúne 100 fotografías de otros tantos castillos españoles y que está dividida en cuatro bloques temáticos en los que se da a conocer el valor de estos castillos, los años de expolios y abandono que han sufrido, su posterior conservación y restauración y el papel que ha jugado la Asociación Española de Amigos de los Castillos (AEAC).
Además, una última sección exhibe 'los castillos en el cine', según ha explicado este miércoles el comisario de la exposición, Gabriel Morate, que ha inaugurado la muestra junto al director general de Bellas Artes y Patrimonio, Luis Lafuente; la presidente de Paradores de Turismo de España, María Ángeles Alarcó; el presidente de la AEAC, Guillermo Perinat Escrivá, y el director del Museo del Ejército, Juan Valentín-Gamazo.
Se trata de un proyecto que recoge, en un soporte autoportante y autoiluminado, además del arquitectónico, el valor histórico, artístico, técnico, constructivo, paisajístico o turístico de los aproximadamente 10.000 castillos que hay en España, y de los que solo se conocen la propiedad de "la mitad de ellos", ha apuntado Morate.
RECORRIDO DE LA EXPOSICIÓN
La exposición, elaborada en cooperación con la Asociación Cultural Española (AE-C) y que se podrá visitar hasta el próximo 25 de mayo, comienza con la explicaciones de los valores mencionados de estas fortalezas y continúa explicando las principales causas de expolio y abandono que han sufrido durante siglos estas estructuras de funcionalidad defensiva y geoestrátegica.
Después, se expone la historia de la conservación de los mismos y que comienza en el año 1881, ha manifestado el comisario y también vicepresidente de la AEAC, momento en el que España se ponen en marcha los primeros instrumentos de protección del patrimonio histórico, aunque, ha precisado Morate, no es hasta "1.949 cuando estos instrumentos tienen efecto en este tipo arquitectura".
Como ejemplo de ello, ha citado la Muralla romana de Lugo, que no fue declarada Monumento Nacional hasta 1921 tras derribarse una de sus puertas; o el Alcázar de Segovia, que obtuvo la misma distinción en el año 1931.
EL PRIMER CASTILLO DECLARADO MONUMENTO NACIONAL
Según ha relatado Morate, el primer castillo de España que obtuvo este declaración de patrimonio histórico fue el de San Servando, situado en Toledo, en el año 1874, y que recibió "no por proteger su valor histórico sino para evitar el derribo inmediato al que se iba tras haberse subastad públicamente por 3.500 pesetas".
Una protección a la que ha contribuido la creación de estas asociación, "la más antigua" en defensa del patrimonio histórico español, y que firmó un convenio la Asociación de Registradores de la Propiedad con la intención de poder conocer la titularidad de estos conjuntos arquitectónicos.
"Es muy difícil saber la propiedad de los castillos, se han perdido archivos y las propiedades no están bien registradas", ha indicado Morate, que ha apuntado que de 10.000 castillos que hay en España, solo tienen datos de la titularidad del 50 por ciento de ellos.
EL TURISMO "NO ES UN ENEMIGO" DE LOS CASTILLOS
Preguntado por el efecto que tiene el turismo en este patrimonio, el comisario de la muestra ha asegurado que el turismo "no es un enemigo de los castillos" y sí "un aliado absolutamente necesario para la correcta conservación" de éstos. "Lo que pasa es que el turismo debe incorporarse a la gestión del Patrimonio Histórico, tan importantes es la investigación arqueológica o la restauración como el turismo en la gestión integral de éste".
Y sobre el papel que ha tenido la Administración en la conservación y restauración de esta arquitectura defensiva, ha resaltado que "queda muchísimo por hacer", ya que solo el "24% de los castillos españoles están bien conservados", y ha remarcado que lo que hay hacer para preservarlos es "conocerlos".
"La base de la conservación es el aprecio y la estima. Sin esto no hacemos nada", ha apostillado Morate, que ha lamentado que los castillos son "el patrimonio que más mala suerte ha tenido frente a otros monumentos, como edificios civiles o religiosos".