Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Kristen Stewart se rodea de los peluches que le regaló Robert Pattinson

Kristen StewartGtres

Se los ha llevado a Toronto donde ella se encuentra presentado su nueva película

La estrella femenina de la saga 'Crepúsculo' no está atravesando su mejor etapa personal y esta semana se ha visto obligada a realizar su primera aparición pública ante los medios de comunicación desde que hace dos meses le fuera infiel a su ex pareja Robert Pattinson. Kristen sentía un pavor absoluto hacia este momento y por este motivo, la actriz se ha rodeado de uno de sus talismanes más preciados: un osito de peluche que le regaló Pattinson cuando estaban juntos y enamorados.
Esta información la ha desvelado el medio 'Radar Online', quien ha podido contactar con fuentes cercanas a la actriz que han relatado con todo lujo de detalles la serie de penurias que está atravesando Kristen.
"Kristen está acumulando todas las cosas que le recuerdan a Robert. No es capaz de estar sin ellas", comentaba la fuente a 'Radar Online'. "Robert era un romántico empedernido y a lo largo de todos los años de relación, le compró una serie de peluches a Kristen. Ahora, ella está obsesionada con ellos y los tiene dispersos por toda la cama".
Pero aquí no termina la historia. El pasado jueves, Kristen Stewart tuvo que hacer frente a uno de los momentos más complicados de su vida: enfrentarse a la prensa tras haberle sido infiel a su novio con el director de 'Blancanieves y la leyenda del cazador', Rupert Sanders.
Desde que la infidelidad se hiciese pública, Kristen había estado recluida en su casa y prácticamente no había pisado la calle para evitar a los cientos de paparazzis que día tras día se agolpaban en las puertas de su residencia. Pero por mucho que quisiera, el momento de hacer frente a las obligaciones profesionales no iba a poder posponerse eternamente y el pasado jueves, en el Festival de Cine de Toronto tenía la fecha tope.
Según cuentan las fuentes a 'Radar Online', Kristen estaba tan angustiada por este momento que apenas pudo dormir las noches previas al acto y además, viajó a Toronto con uno de los peluches que le había regalado su novio tiempo atrás. Aquel tiempo en el que ambos eran felices y la vida les sonreía.
"A pesar de que los periodistas habían sido seriamente advertidos para que no le hicieran ninguna pregunta relacionada con Robert, Kristen estaba muy nerviosa. No podía dormir, tenía muchísimo miedo y no paraba de pensar en cómo le recibirían", declaró la fuente.
¿Conseguirá Kristen hacer frente a sus miedos sin la ayuda de sus peluches?