Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

José María Olazábal, Premio Príncipe de Asturias de los Deportes 2013

Jose Maria Olazabal en el Masters de EstocolmoGtres

El golfista español José María Olazábal ha sido galardonado con el Premio Príncipe de Asturias de Los Deportes 2013, que se falló este mediodía en el Hotel de La Reconquista de Oviedo. ha reconocido que esta galardón le "llega al corazón" por que "de tan difícil que es conseguirlo, no te lo esperas nunca" y ha reconocido que es "muy especial" recibirlo 24 años después de su amigo Severiano Ballesteros.

24 años después, el Príncipe de Asturias vuelve a señalar un golfista en una designación cargada de emotividad, ya que Olazábal recoge el testigo de su amigo y mentor Severiano Ballesteros, ganador en la tercera edición del galardón celebrada en 1989.
Un total de 20 candidaturas de 11 nacionalidades optaban a este premio, séptimo de los ocho galardones internacionales que convoca anualmente la Fundación Príncipe de Asturias, y que este año alcanzan su XXXIII edición.
La nadadora Teresa Perales, la regata Oxford-Cambridge, el triatleta Javir Gómez Noya y el piragüista David Cal, eran los otro cuatro finalistas.
"Te llega al corazón, es un premio que no esperas nunca"
"Es una auténtica maravilla. Me he emocionado muchísimo al recibir la noticia. Quiero agradecer primero a la federación española por considerar que yo podía ser un candidato, después a mis compañeros que me han apoyado durante todos estos meses y que han considerado que lo merecía. Estoy francamente emocionado, me ha llenado de orgullo y estoy encantado", señaló Olázabal en declaraciones enviadas a los medios.
El guipuzcoano, que se encuentra en la ciudad alemana de Múnich para disputar el BMW International Open, reconoció que este Príncipe de Asturias le "llega al corazón". "Es un premio muy especial que, de tan difícil que es conseguirlo, no te lo esperas nunca. Cuando ves la gente que lo ha recibido te enorgullece aún más", abundó el golfista, al que se le quebró la voz al recordar a su gran amigo.
"Es un orgullo sobre todo por Severiano, recibir el mismo premio que él es un orgullo. La relación que tuvimos durante tantos años fue una auténtica maravilla y ya me dijo cuando recibió el premio que era algo grande. Estar en la misma situación que él unos cuantos años más tarde es muy especial", concluyó.