Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Jesús Castro, de Paz Vega: "La quiero. Es una de las actrices que más me ha ayudado"

Ayer se presentó la nueva serie de Telecinco, Perdóname, Señor. Una serie que antes de arrancar ya se está convirtiendo en toda una revelación de la pequeña pantalla. Y es que la serie está protagonizada por Paz Vega y Jesús Castro. Anoche, los actores fueron entrevistados además por Bertín Osborne en Mi casa es la tuya.
El actor Jesús Castro, muy celoso de su vida privada, aseguró que no entiende y por qué se insiste en que su vida privada salga a la luz, ya que prefiere que eso se mantenga en un segundo plano.
CHANCE: Qué ganas teníamos de verte y más en un proyecto como este, que va a ser de los que más tirón va a tener en esta temporada...
JESÚS CASTRO: La verdad que creo que es un cóctel que reúne muchas cosas dentro de la temática principal que hay y va a gustar mucho al espectador, al menos eso creo. Yo me pongo taquicárdico solo de pensarlo.
CH: Al estar ya todo grabado, ¿da eso cierta tranquilidad, el tenerlo todo hecho?
J.C: Sí, cuando terminas el trabajo hay esa tranquilidad pero luego la incertidumbre de que ahora viene el espectador. Tú ves el proyecto, ves que es potente, que a nivel audiovisual mola mucho, pero no estás en la cabeza del espectador, no sabes si va a gustar, si no, entonces yo estoy en ese punto ahora. Estoy muy tranquilo porque sé que hemos hecho un buen trabajo, pero estoy un poco nervioso porque quiero que la serie lo pete, obviamente.
CH: Respecto a tu personaje, ¿puede que tenga algún tipo de similitud por el personaje por el que todos te conocimos, El niño o no tiene nada que ver en sí el proyecto?
J.C: No, o sea sí que la primera secuencia esta de la playa cuando está Antonio de la Torre, las embarcaciones y tal tuvo un poco de deja vu, pero a nivel de personaje El niño se mete en el narcotráfico porque el capullo del 'Compi' le dice que esto es la hostia y que vamos a ganar mucho dinero y no tiene miedo pero por ignorancia. Este chico sabe en todo momento lo que está haciendo y a parte este está hecho para ser jefe. Es el típico que cuando entra la histeria colectiva, es el que manda callar y da una colusión desde la frialdad y por eso me gustó mucho este personaje.
CH: Además habrá sido un privilegio poder estar casi cinco meses en tu tierra, ¿no?
J.C: Lo comentaba antes que lo he vivido como si fuera una experiencia única porque creo que va a ser una experiencia única. Esto de estar en Caños de Meca, Barbate, de repente terminar un día temprano e irme a ver a mi madre, que estoy a cinco minutos en coche... Eso no está pagado por eso lo he disfrutado como un enano.
CH: ¿Cómo ha sido trabajar con Paz Vega?
J.C: Yo a Paz la amo. Sinceramanete, la quiero, la aprecio, creo que es una de las actrices que más me han ayudado nunca, una de las mejores compañeras que he conocido desde que estoy en esto y todo lo que te diga es poco sobre ella.
CH: Cuando terminábais el día de rodaje, ¿te pedían que les sacaras tú, que les llevaras a alguna parte? ¿Te han utilizado de guía?
J.C: No, la verdad es que los productores eran de Barbate, así que casi me han enseñado ellos sitios que yo no sabía. Cuando quedábamos los chavales y eso sí era yo un poco el guía.
CH: Tenías ganas de volver a televisión para demostrar que no solo eres una cara bonita y unos ojos que a todas nos obnubila...
J.C: Bueno, por lo visto todavía tengo que demostrarlo porque nunca es suficiente según para qué gente, pero yo me lo tengo que demostrar a mi mismo, me sigo formando, sigo con dicción, sigo con un coach, por lo tanto yo hago todo lo que está en mi mano. Todo lo que hablen, todo lo que digan, pues muy bien, me da igual sinceramente porque al final sí que me toca un poco la moral porque luego va tu madre, mira las redes después de un capítulo porque eres su hijo y está orgullosa y ves a los cuatro mataos estos, que ni siquiera ponen su perfil de verdad detrás de las redes sociales insultando y tal... Porque yo de verdad una crítica que sea constructiva... Yo soy consciente de que me queda muchísimo que mejorar, si llego aquí de nuevas y soy el mejor, qué chiste tiene este trabajo...
CH: Ahora las redes sociales se usan mucho para eso. Tenemos esta palabra, "haters". A todo el mundo le pasa.
J.C: Pues por eso, yo lo que intento es cuidar mucho a la gente que me sigue desde siempre, que sé perfectamente los nick que tienen y todo el friki que venga con ganas de hacer daño a mí me da igual, o sea, ni siquiera le contesto porque es indiferente, ni me da trabajo ni me quita. Simplemente me toca un poco la moral que una madre o lo que sea de repente vea ciertos comentarios y se eche a llorar, sí me plantearía que ese chaval seguro que en la cara no me lo diría y estoy seguro de ello. Yo si vienes a la cara y me dices mejora esto y esto, yo lo tomo como consejo pero no vayas a hacer daño sobre todo cuando se lo haces a mi familia porque luego seguro que te veo aquí y te digo "¿qué dijiste?" Y me dices "no, no, eres un tío de puta madre y tal"...
CH: ¿Te ha pasado?
J.C: Sí, claro, y con compañeros vuestros, que sé que me ponen verde y tal y luego doy la entrevista y parezco Maradona. Pero bueno, yo sé quién y quien no y lo que hago es pues le doy cera y punto.
CH: ¿Has hablado de cosas personales con Bertín Osborne en su programa que no hayas hablado con nosotras?
J.C: No recuerdo, a lo mejor habría alguna conversación pero las recordaría. Si fuera algo que para mí fuera incómodo, la recordaría y directamente no lo hubiera contestado.
CH: O sea los que esperaban que hablaras de tu chica, que se olviden.
J.C: No, se pueden ir olvidando y os podéis pegar veinte años esperando que saque a mi chica y eso no va a pasar nunca. No por nada sino porque yo no tengo que pregonar mi relación ni nada. Tengo mis redes porque es a nivel laboral...
CH: Ya vamos viendo un poquito más en vuestras redes. Ya no os escondéis, déjame decírtelo así, públicamente tanto.
J.C: No, si yo esconderme no me escondo de nada. Simplemente hay cosas que yo no tengo por qué hacer porque no me dedico a eso y no vengo de la tele, no vengo de decir quién es mi novia y ni quien lo deja de ser. Si yo hubiera entrado en este mundo por eso, sería el primero que diría "¿por qué no?". Y a parte no entiendo esas ganas de que suba una foto con mi pareja. No entiendo. Iréis a comisión, supongo... No entiendo ese punto de querer como hacerlo público y eso no va a pasar nunca, porque al igual que mi pareja, mis hermanos no van a salir en ningún sitio nunca ni nadie de mi familia.
CH: Bueno, si quieren ser actores como tú... Porque los tienes pequeños.
J.C: No quiere. No, porque de hecho, mi hermano ha estado en Perdóname, señor. Tiene un esto pequeñito, hace de estudiante...
CH: ¿Y coincides con él?
J.C: No coincido con él. Paz coincidía con él, que sé que lo cuidó como... Pero no le gustó mucho, la verdad. Dijo: "Yo veía la cámara muy cerca y tal"... Estuvo dos noches sin dormir y yo le dije: "Mira, estudia y tal".
CH: Ya con esto terminado... ¿Estás con algún otro proyecto? ¿Algo que nos puedas adelantar?
J.C: Estoy ahí entre Pinto y Valdemoro y no puedo decirte nada porque estamos sopesando un poco a ver ahora en qué mundo nos metemos y creo que es importante también, a parte de tener ofertas, saber elegir dónde y en qué momento, es muy importante.