Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Festival de Mérida obtiene un superávit de 486.185 euros y trabaja en su 63 edición sin saber si habrá Premios Ceres

Por primera vez se supera la barrera de los 2 millones de recaudación en taquilla, con 163.383 asistentes a las obras, un 3,27% más
El Festival de Teatro Clásico de Mérida cerró su pasada edición, celebrada este pasado verano, con un superávit de 486.185 euros, tras superar por primera vez la barrera de los 2 millones de euros de recaudación --2.005.000 euros-- y un incremento del 3,37 por ciento en el número de asistentes a sus representaciones, hasta los 163.483.
Las cifras definitivas del certamen han sido dadas a conocer este viernes en rueda de prensa por su director, Jesús Cimarro, acompañado por la secretaria general de Cultura, Miriam García Cabezas, y por el presidente extremeño, Guillermo Fernández Vara, que ha anunciado que ya se está trabajando en la próxima edición, la número 63, sobre la cual aún se está pendiente de confirmar si contará con una nueva entrega de los Premios Ceres.
Cimarro, quien ha destacado que ya se ha hecho entrega del superávit de las cuentas al Patronato que gestiona el certamen, ha subrayado que se trata de la quinta edición que dirige, y que en este periodo ha devuelto a las arcas de la comunidad autónomas más de 2.119.000 euros.
Un balance que en su opinión demuestra que el modelo de gestión está "consolidado", al tiempo que ha destacado que se ha logrado "rejuvenecer" al público del festival, que en la actualidad se sitúa en una media de 44 años.
En concreto, por rangos de edad de los compradores, el 27 por ciento tienen edades comprendidas entre los 45 y los 54 años. Llama mucho la atención que están seguidos muy de cerca de los espectadores entre los 35 y los 44 años, que llegan al 25 por ciento del total; y los que están entre los 25 y los 34 que superan el 20 por ciento.
La venta en taquilla sigue siendo la de mayor volumen con un 53,41 por ciento aunque seguida ya muy de cerca de la venta por Internet, que este año ha sido del 42,96 por ciento.
Del total de las entradas vendidas, el 30 por ciento se adquirieron de forma anticipada; cerca de 1.900 personas compraron abonos para ver entre 5 y 8 espectáculos; y más de 3.800 espectadores se beneficiaron de los descuentos para jubilados, desempleados, jóvenes, estudiantes y discapacitados.
LOS CERES, PENDIENTES DE PATROCINIO
Cimarro ha confirmado asimismo que ya está trabajando en la fase de preproducción del certamen del próximo año, cuya programación se conocerá en una presentación oficial en marzo.
En cuanto a las novedades del mismo, el presidente de la Junta ha avanzado que espera en enero una respuesta de un patrocinador potencial de los Premios Ceres del Festival de Teatro, y ha advertido que si no aparecen entidades privados que los sufraguen, en 2017, como ya ha ocurrido este año, no se celebrarán.
Fernández Vara ha agradecido a Jesús Cimarro el trabajo realizado en la edición de 2016, sobre la que ha destacado el escaso tiempo que ha contado para su organización, dado que el concurso sobre la gestión del mismo se resolvió ya entrado el año.
"Nos hemos dado de plazo hasta el mes de febrero. En febrero diremos si hay o no hay Premios Ceres en función de que las gestiones de patrocinio den su resultado. Si dan resultado, los habrá, si no dan resultados, no los habrá", ha sentenciado.
En todo caso, ha dicho que "confía plenamente en la marca del Festival", y que espera que se mantenga "el listón tan alto como está", lo cual considera que hasta ahora se está "logrando". "El festival ha fidelizado a un público con un perfil muy variado", lo cual espera que siga fomentándose en los próximos años.
La programación de la 62 edición se desarrolló entre el 6 de julio al 28 de agosto durante los cuales se desarrollaron actividades y representaciones en tres teatros romanos, los de Mérida, 92.181 espectadores; el de Medellín, con 3.432; y Regina, con 1.000. También en el Museo Nacional de Arte Romano, en distintos espacios al aire libre de la ciudad de Mérida o en la propia sede del festival.
Sobre la incorporación de alguna nueva sede, Fernández Vara ha reconocido que se está estudiando el caso de la ciudad romana de Cáparra, si bien ha dicho que de momento no se va a incluir en el certamen.
La programación del espacio principal, el Teatro Romano de Mérida, tomó forma con obras de teatro de nueva creación respetando la esencia grecolatina del evento. Se pudieron ver títulos como 'La décima musa', con dramaturgia de Guillem-Jordi Graells; 'Alejandro Magno', de Jean Ranice en versión libre de Eduardo Galán y Luis Luque; 'Los hilos de Vulcano', con dramaturgia de Marta Torres; 'Aquiles', el hombre de Roberto Rivera; 'La guerra de las mujeres (Lisístrata)', de Miguel Narros; 'Los Pelópidas', de Jorge Llopis en versión de Florián Recio; 'Marco Aurelio', de Agustín Muñoz Sanz en versión de Miguel Murillo; y el concierto '15 Sinfónico', de Ara Malikian.
En cuanto a la procedencia de los espectadores, Badajoz y Madrid encabezan el ranking seguidos de Cáceres, Sevilla, Barcelona, Cádiz, Toledo, Salamanca, Málaga y Vizcaya. Y por países, por orden de afluencia, aparecen Portugal, Francia, Reino Unido y Alemania, entre otros.
Las exposiciones Theatrvm, en el Museo Nacional de Arte Romano; Lusitania romana, origen de dos pueblos, en el Museo Arqueológico Nacional; y El mito de Dionisio Baco, en la Sede del Festival han recibido hasta ahora más de 53.000 visitantes.
Asimismo, el pasacalles, Metamorfosis, tuvo 8.100 espectadores; y la de la programación Off Agusto en Mérida 2016 la disfrutaron 4.590 personas.
REPERCUSIÓN MEDIÁTICA
En cuanto a la repercusión mediática, el festival generó 5.022 noticias. De ellas, 164 piezas, reportajes y entrevistas en televisión; 541 cortes e intervenciones en radios; 899 recortes de prensa escrita; y 3.418 impactos 'on line'.
El valor económico de esta repercusión mediática es de 23.352.911 euros; y equivaldría a una audiencia acumulada durante los meses del festival (oyentes, telespectadores y lectores) superior a los 700 millones de personas.
En cuanto a las redes sociales, esta última edición del certamen ha tenido una "constante y amplia" presencia en Facebook, Twitter, Youtube e Instagram, donde cuenta con 29.172 seguidores fieles, más del doble del año pasado.