Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Daniel Day-Lewis se retira

Daniel Day-Lewis ha anunciado su retiro de la vida interpretativa este martes. El oscarizado actor, que llegó a levantar el prestigioso galardón hasta en tres ocasiones: en 1989 por My Left Foot, en 2007 por There will be Blood y en 2012 por su magistral caracterización del presidente Lincoln, dice adiós así a una carrera llena de grandes éxitos.
El popular y veterano intérprete hizo saber su decisión a través del siguiente comunicado que uno de sus portavoces hizo llegar a THR: "Daniel Day-Lewis no trabajará más como actor. Está inmensamente agradecido por todos sus colaboradores y espectadores a lo largo de muchos años. Es una decisión privada y ni él ni sus representantes harán algún comentario más al respecto".
Un anuncio muy coherente con la propia imagen proyectada por el actor en los medios, de los que siempre quiso aislar su vida privada llegando a confesar durante una entrevista con The Guardian en 2002 que realmente no disfruta promocionando siquiera sus películas: "Sé que es algo que tengo que hacer pero lo hago obligado. Simplemente quiero que la gente vaya y vea la película. Y esperar que le guste. He hecho mi parte. Y una vez que acabo, siempre me siento algo vació en mi interior".
No es la primera vez que Daniel Day-Lewis coquetea con su retiro interpretativo. A finales de los años 90 atravesó una época a la que él mismo se refirió como "semi retiro" para poder dedicarse a su pasión: el tallado de la madera y la realización de zapatos en Florencia, Italia.