Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Murray, médico de Michael Jackson, en libertad sin haber cumplido su condena

Conrad Murray, médico de Michael JacksonInformativos Telecinco

Conrad Murray, el médico personal y único responsable de la muerte de Michael Jackson, ha sido puesto en libertad sin cumplir los cuatro años de  cárcel por homicidio involuntario. El doctor administró una dosis letal de anestésico al cantante en 2009.

El juicio de Murray, que duró seis meses, atrajo la atención mundial después de que el cantante, que preparaba su regreso con una serie de conciertos en Londres, muriera de forma inesperada en 2009 a los 50 años.

Los periodistas esperaron este lunes a Murray en los exteriores de la cárcel, pero los esquivó al salir por una puerta trasera. Algunos fans de Jackson también estaban presentes, uno de ellos tocando canciones de su álbum 'Thriller' de 1982, el disco más vendido de todos los tiempos, con más de 50 millones de copias.

Los fiscales argumentaron con éxito que Murray, nacido en Granada y que fue contratado por la promotora AET Live como el médico personal de Jackson, actuó con enorme negligencia al administrarle propofol, un medicamento que usaba para ayudar al cantante a dormir.

Murray, de 60 años, fue condenado En 2011 por homicidio involuntario y recibió la pena máxima de cuatro años.  Los abogados de Murray alegaron que Jackson se había anestesiado él mismo con el potente anestésico. Un tribunal de apelaciones de California aún tiene que escuchar los argumentos de Murray para revocar su condena.

"Está preparado para seguir luchando con esto tanto tiempo como dure", dijo la abogada de Murray, Valerie Wasss, antes de la liberación de su cliente.

AEG Live fue absuelto a principios de este mes, en un juicio civil entablado por los hijos y la madre de Jackson, por contratación negligente del cardiólogo. El jurado del caso halló que Murray había actuado fuera de las obligaciones para las que se le contrató.

Wass señaló que el médico quiere practicar la medicina de nuevo tras su excarcelación. La licencia de Murray ha sido suspendida en California, Nevada y Texas, los estados donde podía trabajar antes de la muerte de Jackson. Su licencia en Hawai expiró en 2010.

La muerte de Jackson provocó una oleada de apoyo al 'Rey del Pop' tras años de mala publicidad por su comportamiento cada vez más extravagante y un juicio por abuso a menores en el que fue absuelto. Hoy en día, es el famoso fallecido que más ingresos genera, según Forbes.
La familia Jackson, furiosa
Tras cumplir solo dos años de condena está claro que esta decisión no ha sentado para nada bien al clan Jackson y menos a su matriarca Katherine. "Que salga de la cárcel en dos años es un insulto. Ellos (la familia Jackson) todavía sienten que debería haber sido juzgado por asesinato", dijo una fuente cercana a la familia al Daily Mirror del Reino Unido.
El exmédico "debería cumplir su tiempo por el crimen", añadió la fuente a la vez que reveló que el miembro más afectado de los Jackson es la madre del rey del pop Katherine, de 83 años de edad. "No es justo que yo no pueda volver a ver a mi hijo mientras su madre sí que puede", ha dicho Katherine a raíz de la rebaja de condenada a Murray por buena conducta.
A parte de este repentino giro, la familia Jackson está furiosa con Conrad porque se negó a testificar en el juicio contra la productora AEG, que promocionaba el regreso de Michael a los escenarios con This Is It.
Ellos creen que el médico podía aportar pruebas clave para demostrar que AEG actuó con negligencia y contribuyó a la muerte del artista pero Murray se niega y esta semana ha amenazado con contar información secreta sobre el cantante y su familia en caso de verse obligado a declarar en el juicio.