Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Condé Nast Internacional renueva su estructura directiva para afrontar nuevos retos

Condé Nast Internacional ha anunciado este jueves 19 de enero los nombramientos de Wolfgang Blau como su nuevo presidente; James Woolhouse como vicepresidente ejecutivo y director de Operaciones; Jason Miles como director de Finanzas y Estrategia; y Jamie Jouning como director Digital de Vogue.
Según ha detallado la compañía de medios de comunicación que produce las revistas, webs y contenidos digitales, estos nombramientos responden "al crecimiento geográfico y la evolución" que ha experimentado Condé Nast Internacional, junto con "los nuevos retos" que plantea el sector de los medios de comunicación.
En este sentido, ha concretado que en el marco de estos cambios se halla el ascenso de Wolfgang Blau, hasta ahora director digital de Condé Nast Internacional, y que se convertirá en presidente el próximo 1 de agosto como sucesor de Nicholas Coleridge, que permanecerá en la compañía como presidente de Condé Nast Britain, además de seguir en contacto "muy estrecho" con todas las operaciones en India y el subcontinente.
Para la compañía de medios de comunicación, Wolfgang Blau ha destacado por su "pionera visión sobre el futuro digital y por las innovadoras medidas aplicadas en este sentido". De este modo, ha precisado que, desde su nueva responsabilidad, continuará impulsando el plan de transformación digital y reinvención del negocio.
Además tendrá "la oportunidad de aplicar su modelo de liderazgo y su conocimiento transversal de las diferentes oficinas de Condé Nast en todas las áreas de la organización, incluyendo "a las mejores cabeceras del sector de las revistas".
Wolfgang Blau se incorporó a Condé Nast en diciembre de 2015 procedente del grupo The Guardian. "Combina el dominio de los aspectos técnicos y estratégicos digitales con la experiencia y el talento como editor", ha subrayado.
Asimismo, ha detallado que El directivo alemán llegó a Condé Nast desde el Guardian Media Group, donde fue el responsable del lanzamiento de las exitosas webs de The Guardian en Estados Unidos, Reino Unido y Australia.
Respecto a James Woolhouse, ha indicado que ocupará el puesto de vicepresidente ejecutivo y director de operaciones con efecto inmediato. Así, el actual presidente de Asia-Pacífico se trasladará a Londres para asumir sus nuevas responsabilidades, que amplían tanto el espectro geográfico en el que operará, como sus actividades profesionales.
En este punto, Condé Nast Internacional ha explicado que Woolhouse comenzó su carrera en la compañía en 1991 como responsable del departamento de Cuentas, para después pasar por diferentes puestos y oficinas del grupo, "donde han podido beneficiarse de su estilo operativo, su eficacia y su orientación a los resultados".
Sobre Jason Miles, ha concretado que dejará su puesto de director de planificación, que ostentaba desde 2013, para ocupar el de director de finanzas y estrategia. "En estos más de 15 años en Condé Nast Internacional, Jason Miles ha contribuido con sus habilidades analíticas y su agudo juicio en cuestiones estratégicas y financieras. Ahora, además, asumirá nuevas responsabilidades como la supervisión del negocio de licencias de los medios en Australia y Tailandia", ha señalado la compañía.
Por último, Jamie Jouning ocupará el puesto de director Digital de Vogue, un cargo de nueva creación que conlleva el desarrollo de los negocios digitales de la cabecera, incluyendo las ventas publicitarias y la colaboración con los socios comerciales en los mercados donde Vogue se publica.
"Mediante esta nueva posición, que Jouning ocupa tras un amplio historial de logros, tanto en Condé Nast Britain, donde trabajó como director digital, como en otros medios como British Glamour o Wired, se persigue proporcionar un mejor servicio a los socios comerciales y potenciar las diferentes opciones de publicidad digital que ofrece Vogue", ha concluido.