Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Bono volcado en la detención precoz del cáncer

El cantante Bono y otros tantos inversores dedican un total de 45 millones de dólares a la puesta en marcha de Color Genomics, proyecto que persigue la investigación del cáncer. Una enfermedad con la que el líder de U2 está especialmente concienciado desde la muerte de su padre, Bob Hewson, en 2001. Asimismo, en junio del año pasado, una joven diagnosticada de sarcoma de Ewig fue invitada al concierto que la banda dio en Denver.
La compañía a la que irá destinado el dinero ha desarrollado una prueba para detectar genes asociados a formas comunes de cáncer hereditario. "Estamos en medio de uno de los mayores cambios para la salud. El mayor acceso a la información genética está permitiendo a médicos y sus pacientes crear planes personalizados de prevención, detención y tratamiento de la enfermedad hereditaria", explicó Elad Gil, cofundador de Color Genomics.
La empresa ha recaudado desde el año pasado 60 millones de dólares y entre los compañeros de aventura solidaria de la estrella musical irlandesa se encuentran Susan L. Wagner, cofundadora de la multinacional BlacRock; y las compañías 8VC, Khosla Ventures y Emerson Collective.
Color Genomics ofrece en estos momentos una prueba de saliva que detecta genes que conectan con ocho tipos de cáncer, como el de mama, el colorrectal, el melanoma, el de ovario y el de próstata, por 249 dólares.