Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La comunidad internacional no reconoce al nuevo Gobierno de Honduras

Ni la OEA, ni EEUU, ni la UE reconocen a Micheletti como nuevo presidente de Honduras. La crisis de Honduras, tradicionalmente un socio estratégico y militar de EEUU, se ha convertido en una prueba de fuego para la política exterior del Gobierno de Barack Obama, que en los últimos días ha hecho gestiones, sin éxito, para frenar el golpe militar.
El presidente estadounidense se reúne por primera vez en la Casa Blanca con su homólogo colombiano, Álvaro Uribe, y se espera que la crisis de Honduras ocupe un papel destacado en las conversaciones entre los dos mandatarios.
En un comunicado, Obama ha reconocido su preocupación por el golpe militar y ha pedido "respeto a las normas democráticas", y la resolución de las disputas a través de un "diálogo libre de interferencia exterior".
Funcionarios de alto rango del Gobierno de Barack Obama dijeron que EEUU sólo reconoce como único "presidente constitucional" de Honduras a Manuel Zelaya.
Suramérica con Zelaya
De manera similar se han pronunciado el Grupo de Río, la Unión de Naciones Suramericanas (UNASUR), la Alianza Bolivariana de las Américas (ALBA), el Sistema de Integración Centroamericana, el Mercosur y varios presidentes de la región, que han asegurado desconocer a cualquier otra autoridad que no sea Zelaya.
El presidente de Venezuela, Hugo Chávez, ha adelantado que se hará lo que "haya que hacer" para restituir en la Presidencia de Honduras a Manuel Zelaya, porque "no vamos a permitir más gorilas en este continente".
La UE condena el golpe de Estado

Por su parte, la UE ha condenado el "golpe de estado" perpetrado por el Ejército al detener al presidente de Honduras, Manuel Zelaya en el día del plebiscito para la reforma de la Carta Magna.
"Es una violación inaceptable del orden constitucional en Honduras", declaró el ministro de Exteriores checo y actual presidente de turno de la UE, Jan Kohout. "La Unión Europea pide la liberación urgente del presidente Zelaya y la rápida restauración de la normalidad constitucional", añadió.