Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El clima en Oriente Próximo se caldea

EEUU e Israel viven una de sus mayores crisis en sus relaciones bilaterales de las últimas décadas. De hecho, los planes del enviado especial de EEUU para Oriente Próximo, George Mitchell, han sido trastocados, y el presidente estadounidense, Barack Obama, suspenda la gira y tensa aún más la cuerda con el primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu.
Entretanto, Washington sigue pidiendo al Gobierno israelí que muestre su compromiso con las negociaciones de paz.
Enfrentamientos en Jerusalén
Mientras, este clima político llega también a las calles. Grupos de jóvenes palestinos se han enfrentado con la policía israelí en la Ciudad Vieja de Jerusalén, tras la llamada de Hamás a un 'Día de Furia' por los rumores sobre la llegada de judíos para reivindicar la explanada donde se encuentra el sagrado templo musulmán Al Aqsa.
Las fuerzas de seguridad israelíes han tratado de disolver los enfrentamientos con gas lacrimógeno y granadas.
Varios grupos de judíos tratan cada año de celebrar el 'Día internacional de la Conciencia' sobre el Templo peregrinando hacia la Explanada de las Mezquitas, donde estuvo el segundo y último Templo judío, del que apenas queda una de las paredes, el conocido Muro de las Lamentaciones.