Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Una avalancha humana tiñe de luto el mayor festival musical de Marruecos

Once personas, dos de ellas menores de edad, han muerto en la medianoche del sábado al domingo por una avalancha humana a la salida de un concierto en Rabat. Todo sucedió al caer una de las alambradas del recinto por la presión de los espectadores que se dirigían a una de las salidas del estadio.
Había unas 70.000 personas en su interior. De las once personas que murieron anoche dos eran menores de edad y habían acudido al estadio Hay Nahda para ver al cantante popular marroquí Abdelaziz Stati, el día de la clausura del festival Mawazine.
El director del hospital Avicenne de la capital marroquí, Yasser Sefiane, a cuyo centro llegaron la mayoría de los 70 heridos, ha declarado a la prensa que los fallecimientos se han producido por asfixia y politraumatismos. Hay ocho espectadores que todavía están hospitalizados, y según ha indicado el director del hospital, cinco están en cuidados intensivos. Otros tres se espera que sean operados en las próximas horas.
El ministerio del Interior marroquí ha informado de la apertura de una investigación para determinar las circunstancias del accidente. Un accidente que ha teñido de luto la octava edición de un festival que había atraído hasta Marruecos a artistas de la talla de Kylie Minogue, Ennio Morricone o Alicia Keys.