Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El último asesino machista fue absuelto de amenazas hace tres semanas

Anoche, la amenaza se cumplió y ahora la localidad ciudadrealeña de Porzuna está consternada. Tenía 24 años y cuatro hijos. Dos de ellos, del homicida, que le arrebató la vida con un cuchillo. El hombre de 29 años, de origen marroquí, trabajaba como pastor en Porzuna y estaba casado con la víctima.
La joven denunció a su pareja sentimental el pasado 27 de noviembre en el cuartel de la Guardia Civil de Porzuna. Aquel día, el hombre fue detenido y puesto a disposición judicial, según las fuentes consultadas. Tras celebrarse un juicio rápido en un juzgado de Ciudad Real, el juez no estableció ninguna condena ni interpuso ningún tipo de medida de protección, ni medidas de alejamiento, decisión que fue recurrida por la abogada de la fallecida.
Vecinos consultados por Efe han comentado que la mujer había advertido de que su situación "empeoraba cada vez más" y que las amenazas por parte de su marido eran "casi diarias".
La alcaldesa de Porzuna ha asegurado que la mujer seguía viviendo con su supuesto agresor aunque desde hace unas semanas estaba tramitando una demanda de separación. Los Servicios Sociales del ayuntamiento la estaban asesorando.
Según las mismas fuentes, la mujer padecía un tipo de minusvalía que le impedía trabajar, si bien participaba activamente en la Asociación de Minusválidos de Porzuna (Amipora).
Según la subdelegación del Gobierno, los hechos se produjeron en el domicilio familiar en Porzuna (Ciudad Real) tras una discusión entre la pareja, en el transcurso de la cual el hombre dejó graves heridas a la víctima con un cuchillo.
Fue ella misma la que avisó al 112, tras lo que fue trasladada al Hospital General de Ciudad Real, donde fue intervenida quirúrgicamente, pero falleció sobre las 2.00 horas de esta madrugada.
Diciembre está siendo un mes negro. Ya son seis las víctimas por violencia de género en sólo 19 días, pero se teme que la cifra aumente con María Piedad, cuyo cadáver se busca en los alrededores de Boadilla del Monte, en la Comunidad de Madrid, donde desapareció hace días. Su ex pareja apareció ahorcado. En 2010 ya hay 70 fallecidas, una cifra muy superior a la de 2009, con 56 muertas.
El juzgado de Instrucción número 3 de Ciudad Real se ha hecho cargo del suceso.
En el plano institucional, el Ayuntamiento de Porzuna ha decretado un día de luto oficial y ha convocado para este lunes a las 12 horas una concentración para mostrar su rechazo y repulsa .
La alcaldesa de Porzuna, María Ángeles Rojas, ha condenado el asesinato y ha explicado que el municipio está inmerso en la conmoción. "Nunca te llegas a imaginar que pueda ocurrir, pese a que conocíamos que la mujer había solicitado la atención de los Servicios Sociales del ayuntamiento y el Centro de la Mujer de la comarca Montes Norte por sufrir malos tratos".