Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El asesinato de Sol se debió al "encuentro fortuito" entre las bandas DDP y Trinitarios

Reyerta solEFE

El asesinato de un adolescente de 15 años el sábado por la noche la Puerta del Sol de Madrid se debió al un "encuentro fortuito" entre las bandas latinas Dominican Dont Play (DDP) y Trinitarios, cuya posible revancha "planea sobre el ambiente", ha indicado hoy el jefe de la sección de la Brigada Provincial de Información, Ricardo Galbaldón.

En una rueda de prensa para informar de la detención de 16 integrantes de un grupo por la comisión de delitos de odio, Gabaldón; el jefe superior de la Policía de Madrid, Alfonso José Fernández Díaz; y la delegada del Gobierno en Madrid, Concepción Dancausa, también han respondido a las preguntas de los periodistas sobre los sucesos de este fin de semana en la región.
La delegada ha recordado que actualmente hay menos personas en activo pertenecientes a bandas latinas en la región que hace una década gracias a la acción de la Policía. Y que el suceso del sábado responde a un encuentro no planificado, "casual", entre ambos grupos dominicanos, en total unas 25 personas. El grupo minoritario eran los Trinitarios, por lo que el fallecido y el herido eran de esta banda y los agresores de los DDP.
El jefe de la Brigada, especializado en bandas latinas, ha reforzado esa idea indicando que una quedada en Sol, con gran cantidad de gente y de cámaras de seguridad, es una hipótesis "bastante absurda". El inicio de la pelea tuvo lugar en el vestíbulo del intercambiador de Sol, en la salida de la calle Arenal. Posteriormente, salieron a la carrera a la superficie.
Por tanto, el inspector jefe ha señalado que no se trata de una riña tumultuaria, sino de una agresión. Y ha confirmado que el único detenido de momento por los hechos es un joven de 20 años que en principio se pensó que fue uno de los agresores, pero que finalmente los agentes confirmaron que es una de las víctimas y también trinitario. Se encuentra recuperándose de las heridas en el hospital. "No hubo una búsqueda de producir una muerte", ha añadido.
"Una familia mal avenida"
Preguntado por una posible respuesta violenta por parte de los Dominicans, Gabaldón ha señalado que esta posibilidad "siempre planea sobre el ambiente". "Normalmente no se producen inmediatamente, si se producen. Estas pandillas tienen una rivalidad histórica desde sus países de origen. Son enemigos y sus acciones, ¿son represalias?. Son consecuencias de una actividad pandillera", ha dicho.
El responsable policial en bandas latinas ha manifestado que la actividad pandillera es "cíclica" es España y tiene "subidas y bajadas". "Se mantiene una actividad investigadora y una respuesta policial constante. Primero hay una subida de intensidad, detenciones e ingresos en prisión, y luego una bajada de actividad. En otros países europeos la actividad es constante y lineal, mientras que aquí es oscilante", ha sostenido.
El jefe policial también ha aclarado que las quedadas para agredirse entre bandas latinas son muy minoritarias y que la violencia se ejerce sobre todo en Internet. "A veces vemos una violencia virtual en la red, que no traspasa las dimensiones reales. Hacemos un seguimiento constante y vemos que luego no tiene transcendencia callejera. En otras ocasiones recibimos un mensaje de un familiar que ha visto un mensaje y luego vigilamos y no quedan. El 90 por ciento de las agresiones se producen en Metro y lugares de ocio por coincidencias espacio-temporales", ha destacado.
Ricardo Gabaldón ha indicado que el asesinato del sábado es la muerte número 11 desde 2004 por bandas latinas y ha reconocido que ahora el peligro se centra en las bandas de origen dominicano, en detrimento de las sudamericanas Latin King y Ñetas. No obstante, ha indicado que "entre sí se conocen todos" porque sus números son "muy reducidos". "Saben dónde van y dónde salen. Es como una familia mal avenida", ha resumido.
Concretamente, según datos oficiales, actualmente en la Comunidad de Madrid hay entre 250 y 300 pandilleros, frente a los 800 de 2008. Entre ellos, destacan los Trinitarios, con 80 miembros; los Ñetas, con 60; los DDP, con 50; y los Latin King, con 30. En 2015 hubo 89 operaciones policiales, en las que se detuvo a 198 miembros de bandas latinas, 145 mayores y 43 menores de edad.
"Se agudizarán los efectivos policiales"
Por su parte, el jefe superior de la Policía ha anunciado que como consecuencia de esos enfrentamientos "se agudizarán los efectivos policiales", dentro de la "constante actividad" de investigación y control que ejercen los agentes. Así, ha indicado que el número de detenciones y operativos en los últimos años ha ido 'in crescendo'.
A continuación, Concepción Dancausa ha negado que haya un repunte de incidentes de bandas latinas. "Se producen de vez en cuando. Yo no hablaría de un repunte. Hay que mirar en el tiempo y los datos nos dicen que no lo hay. Pero en este caso se ha producido un fallecimiento y eso es un hecho grave para nosotros. Desde enero 2013 no se ha producido un fallecimiento por bandas latinas", ha recordado.
"Madrid es una ciudad segura, a pesar de que ha habido una serie de incidentes este fin de semana. No quieren que se vayan con la idea del hecho de que estos hechos que han coincidido pongan en jaque la seguridad de Madrid, que tiene unas de las tasas de inseguridad más bajas. Tenemos unos magníficas Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado (FCSE), muy especializados en los problemas que sucedan en la ciudad y van a seguir con ese nivel de trabajo para que sigan manteniendo esta ciudad segura", ha concluido