Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los alimentos que puedes consumir con el estómago vacío y los que no

DL_a01127957_056GTRES

¿Comes con el estómago vacío? Romper el ayuno con ciertos alimentos puede no ser una buena idea. Las prisas de la mañana pueden provocar que nos equivoquemos a la hora de elegir lo que deberíamos comer. Lo ideal sería planificarlo para que nuestro estómago no sufra. Aquí ofrecemos una serie de alimentos que puedes consumir con el estómago vacío y cuáles no.

Los que sí puedes consumir
Cuando el estómago está vacío, lo importante es consumir productos naturales que aporten nutrientes complejos.
Huevos. Son una fuente de proteína muy saludable. Además, se pueden preparar de muchas formas. Lo importante es limitar la cantidad de grasa a la hora de cocinarlos.
Nueces. Ayudarán a disminuir la acidez de estómago gracias al selenio que contienen. Lo ideal es consumir cinco diarias. También reducen las posibilidades de padecer úlceras.
Papaya. Esta fruta posee una enzima llamada papaína ideal para favorecer una buena digestión. Además, es rica en vitamina C y E y en fibra.
Arándanos. Una de las frutas más recomendadas y más sanas que existen. Mejoran la memoria, la circulación y la presión arterial.
Los que no debes consumir
Café o té. El té puede provocar naúseas y el café tiende a aumentar la acidez.
Sodas. Este tipo de bebidas carbonatadas pueden dañar las mucosas del estómago. Además, producen una digestión lenta.
Hojaldres. No conviene consumirlo en las primeras horas del día ya que, al contener levadura, pueden irritar el estómago y también provocar gases.
Tomates. Deben evitarse por su alto contenido en ácido tánico que provoca acidez y empeora el reflujo.
Lo cierto es que no es muy complicado llevar una dieta sana y equilibrada. Lo mejor es optar por aquellas comidas que favorezcan la digestión, tal y como recoge 'Mejor con salud'. Notarás la diferencia.