Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Zapatero: "La UE debe ser protagonista no espectadora de globalización"

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, ha comparecido este miércoles ante el Parlamento Europeo para exponer las prioridades de la Presidencia española de la UE, y ha defendido la necesidad de una mayor cooperación económica entre los estados y una gobernanza "seria y exigente" con los objetivos que se marquen para garantizar el crecimiento y el bienestar.
En lo económico, Rodríguez Zapatero ha apostado por incrementar "el sentido de la responsabilidad" de los estados y por dotar a las instituciones comunitarias de "nuevas facultades de dirección y de consecución de objetivos".
Subraya que en los últimos diez años la dependencia energética de la UE ha aumentado nueve puntos, lo cual supone que cada año 67.000 millones de euros son transferidos desde los estados miembros a otros países, una cantidad equivalente a la inversión pública en I+D+I de toda la UE.
Ha defendido por ello el impulso de un mercado común energético mediante el fomento de las interconexiones, sobre la premisa de que no se han cumplido los objetivos trazados en 2002, y la implantación de un marco regulador común.
El presidente aboga también por "levantar barreras" en el mercado digital, y por una industria sostenible, de la que puso como ejemplo la intención de desarrollar el vehículo eléctrico como instrumento para reducir la dependencia energética, luchar contra el cambio climático e impulsar la innovación tecnológica.
Zapatero asegura que la Presidencia rotatoria española será "leal y colaboradora" con las nuevas instituciones creadas por el Tratado de Lisboa, a las que quiere otorgar "el valor" que ese texto les concede.
El dirigente socialista se ha comprometido a impulsar los nuevos instrumentos que ese Tratado aporta para acercar la Unión Europea a los ciudadanos, como la iniciativa legislativa popular, y a avanzar en nuevos derechos de ciudadanía, especialmente en la lucha contra la violencia de género, una lacra "impropia e inasumible" para la UE.
Alerta además de que la seña de identidad de la Unión es, junto a la democracia, el bienestar y la cohesión social, y por ello se ha mostrado partidario de renovar "un gran pacto social en Europa con empresas y trabajadores" para desarrollar la Estrategia 2020.
El presidente del Gobierno, ha dicho que la UE debe avanzar en la unión económica para ser protagonista de la globalización y no convertirse en simple espectadora y perder terreno frente a Estados Unidos, India o China.
"Nuestro territorio de competencia en el mundo ya no es país a país, nuestro territorio de competencia en el mundo es como europeos, como Europa. Porque los otros actores tienen el tamaño de China, el tamaño de la India, el tamaño de EEUU, el tamaño de los países emergentes", ha expuesto Zapatero a los parlamentarios.