Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El vídeo en Internet crecerá un 35% al año

Twitter, Facebook y Google han mostrado su rechazo al proyecto que consideran que censura la libertad en la red.Archivo

un volumen de negocio en todo el mundo de 21.700 millones de euros, el 6% del total del mercado audiovisual.

En 2010, el vídeo en Internet movió alrededor de 4.700 millones de euros, pero con la generalización de las nuevas tecnologías ese volumen de negocio va a multiplicarse en los próximos años según los expertos.
En España, la estimación de inversión publicitaria en vídeo en Internet para 2011 se sitúa en 15,3 millones de euros, un 37 por ciento por encima de lo previsto al cierre del año 2010, según el panel de anunciantes Zenthinela organizado por Zenithmedia.
En todo el mundo, el estudio de Idate calcula que el 48 por ciento de los ingresos del vídeo que se ve a través de Internet deriva de la publicidad, mientras que el 52 por ciento restante viene de servicios de pago, principalmente debido a la importancia del mercado estadounidense en este campo, en donde plataformas de pago como la desarrollada por Apple o Netflix están muy asentadas.
En los países desarrollados, más del 80 por ciento de los usuarios de Internet reconocen que ven contenidos audiovisuales en la web, aunque no existe todavía un modelo claro de negocio y actualmente conviven los sitios que ofrecen vídeos gratis (ilegal o legalmente) con otras ofertas, todavía con menos seguidores, que han implementado modelos de pago.
El salto del vídeo a Internet también está cambiando los patrones de consumo en comparación con la televisión tradicional. Así, los más jóvenes son los que más vídeo consumen en la web y, a diferencia de lo que tradicionalmente ocurría con la televisión, este tipo de vídeo suelen verse en solitario.
La excepción lo representan las plataformas de pago en Internet, a las que se suscriben con más frecuencia las personas de mediana edad y cuyos contenidos son vistos generalmente por toda la familia.
Los vídeos cortos son los favoritos en la Red
El contenido estrella en Internet, al menos en lo que a vídeo se refiere, son los 'clip' cortos, como los que se pueden ver en el portal YouTube, que son los favoritos de los internautas en todo el mundo.
Hasta un 78 por ciento de usuarios de la red con conexión a banda ancha aseguran que consumen este tipo de vídeos.
Mientras, la televisión bajo demanda en Internet, que ofrecen portales como Hulu en Estados Unidos o la BBC en Reino Unido, o las plataformas de 'streaming' como Megavídeo son otros de los modelos con más adeptos en la red.
De hecho, según Idate, la proliferación de este tipo de servicios es una de las razones que ha incrementado en los últimos años el consumo de series de televisión.
El éxito de este tipo de plataformas, que dan la posibilidad de ver las series o películas en 'streaming', sin necesidad de descarga, también ha afectado negativamente a los portales de descarga P2P, en el que los usuarios comparten películas o series.
Por su parte, las plataformas que ofrecen vídeos, películas o eventos deportivos de más calidad a cambio de un pago (ya sea mediante suscripción o el pago por visión) continúan desarrollándose, aunque todavía cuentan con relativamente pocos usuarios, según el estudio, que pone como excepción la plataforma Netflix, que opera en Estados Unidos y que tiene previsto desembarcar en España en 2012.
No obstante, incluso en este caso, el futuro de la plataforma "no está claro", según Idate, ya que muchos usuarios continúan prefiriendo los contenidos gratuitos, a pesar de que tengan peor calidad.
La publicidad insertada en los contenidos o la compaginación del vídeo con otros servicios, como navegar en la web o usar Facebook, son algunas de las formas sugeridas en el estudio de Idate para sacar rentabilidad al vídeo en Internet.