Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Suráfrica conmemora el 20 aniversario de la excarcelación de Mandela

20º aniversario de la excarcelación de MandelaReuters
La República de Suráfrica ha celebrado el 20º aniversario de la excarcelación de Nelson Mandela, el primer presidente negro de un país que se había hecho tristemente célebre en el mundo por su régimen abiertamente racista. A pesar de su delicado estado de salud, Mandela ha estado presente en la fiesta junto con su emocionada esposa.
Transcurridas estas dos décadas, los surafricanos han superado en buena parte las secuelas del 'apartheid' y han alcanzado niveles estimables de reconciliación interracial, pero siguen enfrentados a importantes problemas sociales y económicos, con un 25 por ciento de desempleo oficial, un 34 por ciento de pobres, una fuerte desigualdad con "tintes raciales", altos niveles de criminalidad y una de las incidencias de VIH/sida más altas del mundo.
En 1990 cambió el destino

El 11 de febrero de 1990, el presidente Frederik Willem de Klerk, el hombre que dio la puntilla al régimen del 'apartheid' con la derogación de las leyes segregacionistas, la legalización del Congreso Nacional Africano (ANC), la promulgación de una nueva Constitución y la excarcelación de los presos políticos negros, concedió la libertad a Nelson Mandela, quien durante sus 27 años de cautiverio se había convertido en el icono mundial de la lucha contra el racismo.
El proceso histórico alcanzó su culminación en las elecciones de 1994, que otorgaron al veterano líder del brazo armado del ANC la Presidencia del país. Mandela, que en 1993 había compartido con De Klerk el Premio Nobel de la Paz, gobernó en Suráfrica entre mayo de ese año y junio de 1999.
Tiene 91 años
Actualmente, el histórico dirigente surafricano goza de buena salud a sus 91 años y vive apartado de la actualidad en Johannesburgo, donde lee cuatro periódicos al día y sigue la actualidad a través de los telediarios, como recordó su fiel amigo y abogado desde 1963, George Bizos.
El pasado 3 de febrero, Mandela celebró al aniversario de su liberación con una cena en su domicilio a la que asistieron su antigua esposa, Winnie Madikizela-Mandela, su hija Zindzi Mandela y viejos militantes de la lucha contra el 'apartheid', según informó la agencia de noticias surafricana SAPA.
Entre los invitados destacó uno de sus carceleros, Christo Brand, con quien el histórico dirigente negro había entablado una muy estrecha amistad en el penal de Robben Island.