Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Sarkozy cree que la posibilidad de hallar supervivientes "es ínfima"

El presidente francés, Nicolas Sarkozy, ha afirmado que las opciones de encontrar supervivientes "son ínfimas" después de desplazarse al aeropuerto parisino de Charles de Gaulle, donde tenía que llegar el avión a las once de la mañana. Ante todo, Sarkozy ha querido ser claro con los familiares y decirles "la verdad".
El presidente francés también ha reconocido que no tienen "ningún elemento preciso sobre lo que ha pasado" en una "catástrofe" que nunca antes había vivido Air France. Lo que sí ha confirmado Sarkozy es que el avión tuvo que luchar contra turbulencias muy fuertes y problemas de aviación.
Por otra parte, en cuanto a las labores de búsqueda, el mandatario francés ha explicado que Francia ha enviado barcos y aviones y que España y Brasil están colaborando también. También ha reconocido que las autoridades galas han pedido "ayuda a los estadounidenses a través de satélites para localizar el lugar donde se produjo la catástrofe". Según el presidente francés, el objetivo es encontrar el "máximo número de elementos" del aparato con el fin de "comprender lo que ha pasado". Aun así será complicado "porque la zona de búsqueda es inmensa, de cientos de kilómetros".
Ayuda española y brasileña
La Marina brasileña se ha puesto en marcha desde primera hora de la tarde para ayudar en la búsqueda del Air France con siete aviones y tres barcos. Además ha entrado en contacto con otros cuatro navíos mercantes que circulan por el área del océano Atlántico, en donde desapareció el avión, para que refuercen esa búsqueda. Sarkozy ya se ha encargado de agradecer por teléfono a Lula Da Silva, su homólogo brasileño, todo el esfuerzo.
España también colabora con un avión de la Guerdia Civil usado normalmente para regular la inmigración ilegal. Y el Ministerio de Defensa ha enviado un avión especializado en búsqueda y rescate (SAR) 'Fokker' del Ejército del Aire. El ministro de Asuntos Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, ha informado a la prensa de que sigue en continuo contacto con las autoridades francesas.