Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Rubalcaba recomienda ir a 120 kilómetros por hora como máximo

Rubalcaba, en el día de la Policía.CNN+/Cuatro
La nueva ley vial, que entrará en vigor el próximo 25 de mayo, presenta algunas novedades. Rubalcaba asegura que uno de los objetivos es elevar la reducción por pronto pago del 30 al 50 por ciento. "Creemos que la recaudación por multas, en contra de lo que se ha escrito y se ha dicho, no va a subir. No lo creemos. Las estimaciones que tenemos no son que vamos a recaudar más, sino al contrario. Se eleva la reducción por pronto pago del 30 al 50 por ciento y, ciertamente, lo más probable es que recaudemos menos", ha apostillado el ministro.
Rubalcaba ha apuntado que "detrás de esta ley sólo hay un intento de modernizar nuestra Administración, de facilitar la relación de los ciudadanos con Tráfico y de mejorar el procedimiento sancionador, de forma que la mayoría de los ciudadanos que pagan sus multas lo puedan hacer de forma más fácil y más barata y aquellos que eluden la acción de Tráfico lo tengan más complicado".
El titular de Interior, que ha recalcado que la Guardia Civil impone unas cinco millones de denuncias cada año y los ayuntamientos unos diez millones, ha asegurado que cerca de un 25 por ciento de conductores actualmente no paga las multas, de los que más de la mitad acumula más de diez infracciones, y la nueva norma evitará esta impunidad con "un nuevo mecanismo más sencillo, más fácil y más barato".
Novedades

La mayoría del régimen sancionador de la Ley sobre Tráfico, Circulación de Vehículos a Motor y Seguridad Vial, inspirado en los juicios rápidos y que tiene como objetivo fundamental el pago Express de las multas, entrará en vigor el próximo 25 de mayo, seis meses después de ser publicada la norma en el Boletín Oficial del Estado.
La ley premia el pronto pago de los infractores con un descuento del 50 por ciento en el importe de las multas si paga antes de 15 días, por el actual 30 por ciento, y las cuantías de las multas serán de hasta 100 euros para las infracciones leves, hasta 200 euros para las graves y hasta 500 para las muy graves.
Llevar inhibidores de radar será penado con 6.000 euros, aunque la norma recoge sanciones de entre 3.000 y 20.000 euros en los casos de hacer obras en la carretera sin autorización, no instalar la señalización de obras e incumplir las normas sobre la autorización y funcionamiento de las autoescuelas.
Si el conductor no paga ni alega en el plazo de 15 días, la sanción será firme en el plazo de un mes y el dinero recaudado con las multas se destinará a la seguridad vial y a las víctimas de los accidentes de tráfico.
La ley reduce los casos de pérdida de puntos de 27 a 20 y desaparecen de este apartado parar o estacionar en el carril bus, circular sin alumbrado cuando es obligado o sobrepasar en más de un 50% por ciento la velocidad máxima autorizada.
La grúa podrá llevarse el coche sin tique en la zona azul o si ha rebasado el triple del tiempo de limitación horaria, el Gobierno tendrá un plazo de un año para agrandar algunas señales verticales, los ciclistas que no lleven elementos reflectantes de noche serán multados con 100 euros y las sanciones pecuniarias prescribirán en cuatro años.