Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Rosell reduce de 21 a 9 las vicepresidencias de la CEOE

La Junta Directiva de la CEOE, encabezada por el nuevo presidente de la Confederación, Juan Rosell, ha aprobado por unanimidad reducir de 21 a 9 las vicepresidencias de la patronal, entre las que ya no estará su contrincante en las elecciones para suceder a Gerardo Díaz Ferrán, el presidente de los empresarios andaluces (CEA), Santiago Herrero, quien se mantendrá como vocal en el Comité Ejecutivo, según fuentes empresariales.
La remodelación deja también deja fuera de la cúpula empresarial al representante de la patronal tecnológica (Ametic), Jesús Banegas, compañero de terna de Herrero, y sacrifica a representantes de sectores estratégicos como los de la energía (Unesa), Pedro Rivero, o la agricultura (Asaja). Por el contrario, da entrada a las patronales de Valencia y Aragón, que le dieron su apoyo durante la campaña.
Además del nombramiento del presidente de Cepyme, Jesús Terciado, como vicepresidente nato, las quinielas se han cumplido y la vicepresidencia primera de la CEOE ha recaído en el presidente de los empresarios madrileños (CEIM), Arturo Fernández.
De las ocho vicepresidencias restantes, una quedará vacante para poder ser ocupada si las circunstancias lo requieren. El resto seránocupadas por el sustituto de Rosell en representación de Fomento del Trabajo, Joan Gaspart; la presidenta de la patronal de seguros (Unespa), Pilar González de Frutos; el de la Confederación Nacional de la Construcción (CNC), Juan Lazcano; el representante de la patronal alimentación y bebidas (FIAB), Jesús Serafín; y el de Confemetal, Jesús Ferrer.
Aragón y Valencia se estrenan
Además, entran por primera vez en el selecto grupo el presidente de la patronal valenciana (Cierval), Rafael Ferrando, y el de la patronal aragonesa (CREA), Jesús Morte. Por el contrario, otros representantes regionales han cedido su puesto, como los de los empresarios asturianos (Fade), vascos (Confebask) o andaluces (CEA).
Por otro lado, la Junta Directiva ha nombrado vicepresidentes de Honor al hasta ahora vicepresidente de la patronal en representación de Confemetal, Carlos Pérez de Bricio, y al consejero secretario de El Corte Inglés, Juan Manuel de Mingo.
Herrero y Banegas, a segunda fila
Por otro lado, los rivales de Rosell durante las elecciones, el presidente de la CEA, Santiago Herrero, y el de Ametic, Jesús Banegas, que unieron sus fuerzas una semana antes de los comicios para intentar hacerle sombra, han perdido su sus respectivas vicepresidencias. Sus nombres aún figuran entre los 46 vocales que seguirán conformando el Comité Ejecutivo de la CEOE, según el designio de la Junta.
Según fuentes empresariales, Rosell ha explicado que la ausencia de Herrero se debe a que es "muy difícil" reducir las vicepresidencias sin que haya este tipo de bajas y ha destacado el papel de los anteriores vicepresidentes. Por su parte, fuentes próximas a Herrero han indicado que Rosell no se ha dirigido desde el día de las elecciones, el pasado 21 de diciembre, al empresario andaluz para proponerle una vicepresidencia. De hecho, no le dirigió ninguna mención en sus palabras tras ser elegido nuevo presidente de la CEOE.
La nueva CEOE, ¿sin Díaz Ferrán?
Por otro lado, fuentes empresariales confirmaron que el nombramiento de Gerardo Díaz Ferrán como presidente de la Fundación de la CEOE, como mandan los estatutos, no ha estado sobre la mesa de la Junta Directiva. Rosell ha manifestado que no tiene inconveniente en mantenerle en ese puesto, a menos que el resto de los miembros de la patronal digan lo contrario.
De esta forma, con el mantenimiento de José María Lacasa como secretario general de la organización, aún queda saber cómo se conformará la estructura de las comisiones de la CEOE, aunque Rosell ya ha apostado por hacerla simétrica al organigrama ministerial del Gobierno.