Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El PP asegura que "no es casualidad que el primero que abandona el barco sea el ministro del paro"

Soraya Sáenz de Santamaría y los conejosCuatro/CNN+
La portavoz parlamentaria del PP, Soraya Sáenz de Santamaría, ha asegurado que la decisión del ministro de Trabajo e Inmigración, Celestino Corbacho, de abandonar su puesto en las próximas semanas para unirse a las listas del PSC en las elecciones autonómicas catalanas, supone en realidad un "autocese" que constata el "fracaso" del Gobierno socialista para "parar la sangría del paro", al tiempo que refuerza la "imagen absoluta de descomposición" de los socialistas.
"No es casualidad ni un hecho aislado que el primero que abandona el barco de Zapatero sea el ministro del paro, ni que tenga que buscarse empleo en otras administraciones y otras listas", ha asegurado Sáenz de Santamaría.
La portavoz parlamentaria popular vincula además la decisión de Corbacho con la "crisis interna" que, a su juicio, sufre el Ejecutivo de José Luis Rodríguez Zapatero y el PSOE, tras los problemas suscitados en el PSOE madrileño, y con el PSOE, por la negociación presupuestaria con el PNV.
Los 'populares' "anticiparán" la despedida de Corbacho del Ejecutivo en la sesión de control del próximo miércoles, ya que en lugar de preguntar por el aumento del paro en agosto al todavía titular de Trabajo lo harán a la vicepresidenta económica, Elena Salgado, a quien reprocharán su "irresponsabilidad e insensibilidad" sobre esta cuestión.
El próximo puede hacerlo "incluso peor"
Por su parte, el secretario general de CC.OO., Ignacio Fernández Toxo, ha advertido de que la persona que sustituya a Corbacho puede hacerlo "incluso peor", ya que, a su juicio, "no es un problema de personas" sino "de políticas".
"Es un problema de políticas, y son las políticas las que se han de corregir, sobre todo después del giro en política social y económica que se ha dado a partir de la reunión del Ecofin del mes de mayo, que están provocando los efectos que ya ha hecho visible el paro de agosto, y que se verán amplificados en los datos del paro de los próximos meses, si es que se persiste en la postura que está manteniendo el Gobierno", ha subrayado Toxo.
Corbacho "debilita" al PSC
En Cataluña, el presidente de CiU, Artur Mas, ha opinado que la incorporación del ministro de Trabajo a la lista electoral del PSC no consigue reforzarla, sino que la "debilita" por su gestión al frente de esta área.
"Como ministro no tiene las mejores credenciales para reforzar la lista electoral. Es el ministro de Trabajo que lidera el paro en toda Europa y el mundo desarrollado", ha subrayado Mas.
Sobre si la incorporación de Corbacho busca recuperar el voto socialista del área metropolitana, Mas ha destacado que esta zona es de las más castigadas por el paro. Por ello, ha cuestionado que sus habitantes vean con "entusiasmo" que el ministro forme parte de la lista electoral del PSC.
"Corbacho tenía que crear trabajo y hacer disminuir el paro. Su trabajo no ha lucido mucho. Era difícil, pero no se puede decir que haya sacado una nota alta. Sus credenciales no son las mejores para reforzar una lista", ha indicado.
Bono defiende a Corbacho
No todo han sido críticas para el titular de Trabajo. Su compañero de partido y presidente del Congreso, José Bono, ha ensalzado la labor de Celestino Corbacho y ha confiado en que los datos del desempleo no le acompañen "como un estigma" una vez que abandone el ministerio.
Corbacho, en palabras del presidente del Congreso, es "una persona excepcional, bondadosa, trabajadora e inteligente", y por eso "sería muy injusto" que "alguien quisiese" que "la situación del desempleo le acompañara como un estigma".
Según Bono, Corbacho "es de los mejores ministros del Gobierno" y le ha expresado su "afecto y consideración" tanto a nivel personal como en el seno del partido.
No obstante, el presidente del Congreso no ha querido vaticinar si la salida de Corbacho del Ministerio estará acompañada por una remodelación amplia del Gobierno cuestión a la que sólo debe responder, ha dicho, el propio Zapatero.