Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Oposición, consumidores y operadores critican la implantación de la TDT de pago

La aprobación de la TDT de pago ha levantado la polémica. Los operadores anteriormente mencionados consideran que el Gobierno ha tomado la medida para favorecer ciertos intereses privados. Esta posición parecía reforzarse cuando sólo unas horas después de que se hiciese pública la decisión, el grupo Imagina y Mediapro (La Sexta) hacía pública su intención de poner en marcha el canal Gol Televisión a partir de este viernes.
El Grupo Prisa (titular de Cuatro y Digital+) critica en un comunicado que se trata "una vez más de una actuación de intervencionismo" por parte del actual Gobierno. Prisa alerta de que ejercitará "todas las acciones legales" a su alcance y confía en que durante el debate parlamentario "se ponga de relieve el clientelismo del Gobierno en su política audiovisual".
Por su parte Telecinco señala que se trata de una propuesta "tomada en beneficio de intereses particulares" que no supondrá "un óptimo desarrollo" del sector audiovisual, ya que no redundará en una mejor oferta para los espectadores. "El propio Consejo de Estado se ha promovido claramente en contra de que se apruebe por real decreto. Si la TDT de pago ya forma parte de la Ley general Audiovisual, ¿por qué ahora y de esta manera?", se pregunta el operador.
Críticas de la oposición
El portavoz del Grupo Parlamentario Popular en la Asamblea de Madrid, David Pérez, se ha referido a la aprobación de la TDT de pago mediante decreto como una "cacicada que da la medida de la calidad democrática del PSOE".
Pérez denuncia, además, que el "antenazo" se haya producido en pleno mes de agosto, "por vía de urgencia, para hurtar el debate, y por decreto, para impedir la libertad y contra el Consejo de Estado, demostrando su respeto a la democracia".
Nuevos codificadores
Los consumidores, teóricos beneficiarios de la medida, tampoco se han mostrado favorables a su implantación. La Confederación de Consumidores y Usuarios (CECU) y la Confederación Española De Organizaciones De Amas De Casa (CEACCU) coinciden en señalar que la aprobación de los sistemas de pago para la Televisión Digital Terrestre (TDT) implicará "consecuencias negativas" para buena parte de los usuarios pues, en su opinión, no se ha ofrecido una información "más amplia y transparente".
Según CECU, los ciudadanos interesados en acceder a estos contenidos "comprobarán con sorpresa" como su recién comprado televisor o receptor de TDT no incluye la posibilidad de acceder a los mismos, por lo que deberán adquirir otro aparato.