Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Opinión de Gabilondo: 25 de mayo

"Es completamente inútil intentar que las elecciones del día siete de junio interesen por lo que tienen que interesar"
"Es completamente inútil intentar que las elecciones del día siete de junio interesen por lo que tienen que interesar. Es inútil fatigarse recordando que tres de cada cuatro leyes españolas nacen en Europa, y cosas así. La idea de Europa suena a película búlgara en blanco y negro, a burocracia, a tostón. Por eso la abstención aumenta en cada nueva cita. Y la única forma de animar a una ciudadanía profundamente desinteresada es excitar la baja pasión más rudimentaria: votad a estos para que no ganen los otros. Está bien apuntado porque la actual sociedad teme más que espera. Está bien apuntado, pero no es suficiente. Por eso es de agradecer el esfuerzo del Partido Popular y de su entorno para amenizar estas vísperas electorales, con toda suerte de piruetas y volatines. Ya fue un gran golpe de efecto, para empezar, exhumar el cadáver incorrupto de Mayor Oreja para presentarlo como candidato. Conseguir que dijera lo contrario de lo que había dicho de Rajoy, y viceversa, también fue muy celebrado. Siguió luego el fascinante juego de doctrinas en el caso Gürtel. Una para Valencia y otra distinta para Madrid. Ahora es una descacharrante ofensiva por este mismo asunto Correa. Lo califica de ataque de Torquemada y la Inquisición. Ustedes y nosotros creíamos que estábamos ante una investigación judicial en un Estado de Derecho. Y ayer, auto invitándose a la fiesta, el director de "El Mundo" hacía saber que o Rajoy saca diez puntos de ventaja al PSOE ( o cinco escaños), como Aznar en el 96, o su liderazgo acaba. Reaparecería así la merienda de negros de hace unos meses, en la que tan brillante papel jugaron dicho periodista y su socio radiofónico. Es cierto que apoyaron a Esperanza Aguirre y la hundieron; que se opusieron a Rajoy y lo lanzaron a la cumbre. Pero nadie negará que fue muy entretenido. Ya ven, el PP y su entorno están poniendo todo de su parte para que se anime el cotarro. ¿Qué hace, mientras, Zapatero hablando de nuevo modelo económico?."